19/12/2018

La Policía de la Ciudad reprimió a trabajadores despedidos de SIAM e Interpack

Efectivos de la Policía de la Ciudad reprimió esta mañana con sus escudos, golpes y gas pimienta a trabajadores y trabajadoras despedidas de las empresas SIAM e Interpack, que realizaban un corte pacífico en el cruce de las avenidas Callao y Corrientes mientras esperaban el avance de las negociaciones en la audiencia que delegados tenían en la Secretaría de Trabajo. Producto de la represión varios trabajadores terminaron heridos. Si bien medios como Infobae rápidamente salieron a informar el hecho como un «cambio de paradigma» porque supuestamente «la Policía desalojó un piquete sin incidentes», un video reveló la violencia del operativo, que no es ni más ni menos que la aplicación del controvertido «protocolo antipiquete». Por ANRed | Fotos y video: Prensa Obrera.


Los trabajadores despedidos de la planta metalúrgica SIAM de Avellaneda habían fueron desalojados por la policía bonaerense el viernes 23 de noviembre del acampe que mantenían en reclamo de su reincorporación. La empresa ya despidió a 165 trabajadores en los últimos tres meses. Por su parte, los trabajadores de Interpack tienen ocupada la planta I de Lomas del Mirador desde el 4 de diciembre, como medida de para cuidar sus puestos de trabajo, luego de conocerse 11 despidos sin causa, efectuados por la dirección del Grupo Zupan, en el marco de un plan de reducción de personal que prevé retiros voluntarios y más despidos.

Como medida conjunta para unificar ambas luchas, los trabajadores de SIAM e Interpack votaron realizar hoy desde la mañana un corte pacífico en el cruce de las avenidas Callao y Corrientes, mientras esperaban el avance de las negociaciones en la audiencia que delegados tenían en la Secretaría de Trabajo. Pero la Policía de la Ciudad los reprimió y desalojó el corte.

Sin embargo, medios como Infobae salieron a reflejar la represión como un «cambio de paradigma». En una nota ubicada oportunamente en la sección «Crimen y justicia», titulada «Cambio de paradigma: la Policía desalojó un piquete en Corrientes y Callao sin incidentes», el medio del cual es propietario Daniel Hadad, sostiene que «apenas se desplegaron sobre avenida Corrientes, la Policía formó un cordón e inició un operativo especial para acorralar a los manifestantes contra la vereda». Y jura que «el despliegue de las fuerzas, que se realizó sin violencia ni incidentes, permitió que se reanudara rápidamente el tránsito».

La nota fue rápidamente desmentida por un video publicado por Prensa Obrera, donde sse ve claramente que lo que Infobae llama avance «sin violencia ni incidentes» fue una represión con formato de acorralamiento con escudos, golpes y gas pimienta contra los y las trabajadoras, que tuvieron que abandonar el corte.

A esa altura el «cambio de paradigma» se mostraba difícil de ver. Igualmente, demintiéndose a sí mismo, luego el medio reconoce indirectamente que hubo represión. Emanuel Ortiz, delegado de la empresa Interpack, le aseguró a Infobae: «Nosotros estábamos tranquilos manifestando y nos reprimieron salvajemente sin mediar ninguna palabra. Encima que nos despiden, tenemos que sufrir esto. Esto fue excesivo. En ningún momento intentamos ejercer violencia. Queremos manifestarnos y que los medios puedan visibilizar nuestro problema«, agregó.

El mismo delegado, en diálogo con Prensa Obrera, remarcó que no van a abandonar la lucha por sus puestos de trabajo.



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba