30/04/2018

Cambiemos insiste con la reforma laboral

El próximo miércoles comenzará a tratarse el proyecto de reforma laboral en la Cámara Alta del Senado. El ejecutivo buscará la aprobación de una ley que atenta contra las condiciones de vida del pueblo trabajador. Frente al visto bueno de vastos sectores políticos, y ante la parálisis de las centrales sindicales, Cambiemos se juega al todo por el todo para imponer la política de las empresas. Por ANRed.


Pasó diciembre, y con el año se fue la postal más imponente contra el gobierno de Cambiemos: la del pueblo protestando contra la reforma previsional. Quedaba la laboral y quedó encajonada. Hasta ahora. Pasado el tiempo prudencial, y con la CGT paralizada, desde el oficialismo creen tener el terreno allanado para volver a intentarlo. Así lo demuestra el acuerdo entre el sindicato de Comercio y Carrefour, en él se delinearon los principales ejes de la reforma laboral: rebaja de aportes patronales, baja de salarios y retiros voluntarios.

En la noche del viernes, el Poder Ejecutivo elevó a la Cámara Alta el proyecto de reforma laboral que será tratado, a partir del próximo miércoles, por la comisión de Trabajo y Previsión Social del Senado. El debate será moderado, nada más y nada menos, por un hombre del sindicato de Comercio, el pampeano Daniel Ligero. En esta primera instancia, la medida será discutida por senadores, dirigentes sindicales y representantes de las cámaras empresarias.

El proyecto a tratarse prevé una modificación en el cálculo de los montos indemnizatorios, quedando excluido el aguinaldo, los premios y toda compensación o gastos que el empleador efectúe hacia el trabajador. Además, se apunta a crear un fondo de “cese laboral”, lo que abarata los costos y fomenta los despidos. Por otro lado, el proyecto se propone un blanqueo de trabajadores en relación de dependencia; sin embargo, esta medida solo contempla un reconocimiento de 60 meses de servicios con aportes.

En medio de un nuevo ataque contra las condiciones de vida del pueblo trabajador, los triunviros de la CGT se dan por desentendidos, manteniendo la paz social y cerrando las paritarias en sintonía con el techo impuesto desde la cartera laboral. Según difundió La Izquierda Diario, Andrés Rodríguez, de UPCN, manifestó: “Hasta no tener el proyecto no puedo abrir un juicio de valor”. Y agregó “Me enteré por los medios de comunicación, no tuvimos conversaciones con el Ejecutivo sobre este nuevo envío”.

Por otro lado, el ala disidente a la conducción cegetista, conformada por el camionero Pablo Moyano, las dos CTA, la Corriente Federal de Trabajadores y organizaciónes sociales celebraron un acto en Ferro. En el mismo despotricaron contra la dirección de la CGT y contra el Gobierno, hablaron de un hipotético paro general y llamaron a no equivocarse “a la hora de votar”. Sin embargo, y pese a esta muestra de fuerza, la mayoría de los sectores presentes en Ferro no estuvieron en las calles en el mes de diciembre, cuando se discutió la reforma previsional.

Por su parte, el Ministro de Trabajo, Jorge Triaca, aseguró que el proyecto busca “generar vínculos entre trabajadores y empleados que priorice el consenso y no el conficto”. Los dichos del Ministro parecen no contemplar la realidad, donde los tarifazos y la reforma en ciernes afectan a amplios sectores del pueblo trabajador. Todo indicaría que, de avanzar la reforma, se priorizará el conflicto y no el consenso.



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba