24/10/2017

Autoridades del Servicio Geológico Minero Argentino intimaron a trabajadores para que quiten carteles por Santiago Maldonado

Por ATE Capital:

Buenos Aires, martes 24 de octubre de 2017

Autoridades de SEGEMAR insultan la memoria y el pedido de justicia por Santiago Maldonado

En un gravísimo arrebato de insensibilidad, de brutal autoritarismo y de manipulación de la información, las autoridades del ente estatal SEGEMAR (Servicio Geológico Minero Argentino) enviaron un comunicado oficial a los trabajadores y trabajadoras del sector mancillando la memoria de Santiago Maldonado e insultando nuestra legítima exigencia de Respeto, Verdad y Justicia en el esclarecimiento de su desaparición y muerte. En la misiva, las autoridades nos intiman a retirar los carteles con los que contamos en nuestros espacios de trabajo y por los cuales desde ATE Capital exigíamos aparición con vida de Santiago.

Como estatales repudiamos esta actitud violenta y el infame apresuramiento con el que las autoridades de SEGEMAR dan por “resuelta” una incógnita que hoy atraviesa no sólo a nuestro país sino al mundo entero: ¿Qué pasó con Santiago Maldonado?. Hasta que alcancemos esa respuesta, y los responsables paguen las consecuencias, no vamos a cesar en nuestra incesante demanda de Justicia. El Estado es responsable.

mail.jpg



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba