29/10/2015

Avellaneda, Sábado 31/10, 16hs: Inauguración del Centro Cultural Roberto Santoro

Reproducimos:

Este sábado 31/10 inauguramos un nuevo Centro Cultural en la zona sur de Buenos Aires! Esta vez en Avellaneda.

Siempre se habla del Adios. Que no es fácil. Que nos pone en un brete terrible, y que mejor que tengas preparado un buen pañuelo. Pero no muchas veces, se habla sobre el Hola. Y déjenos decir que el Hola tampoco es moco de pavo. Ese simple Hola, esas cuatro letras, abren una puertita, abren a un mundo nuevo y vaya a saber uno con lo que se encuentra. Y ya no importa si ese Hola se repitió, si salio tembloroso de entre los dientes o si corrió miles de centímetros de una boca a otra. La cuestión es decirlo. Y una vez dicho, estando ahí afuera vibrando en el aire, no hay más que hacerse cargo. Decidirnos a investigar que hay detrás de esa palabra, y prepararnos ya para el universo que se nos viene encima. Es que las bienvenidas son tan así de bien venidas. Ellas vienen tan cargadas de ideas y de sensaciones que uno tiene que abrir bien bien los ojos para lograr ver lo que escucha el oído. Traen las valijas llenas de palabras, de poemas y hasta guardan un lugarcito en el extremo inferior derecho para los silencios. En los bolsillos guardan recuerdos que brillan más vivos que nunca y entre alguna que otra risa, los podemos ver vivitos y coleando, encarando ya para chocarse con nosotros y encontrarnos de una vez por todas.
Y una vez que se produce ese encuentro con el Hola y todos sus secuaces, tenemos que decidirnos. O le cerramos las puertas, las ventanas y pegamos la vuelta; o damos un paso, metemos el pie izquierdo, el brazo, el ombligo y todo el pecho y nos disponemos a atravesar ese Hola.

Entrar o no entrar, esa es la cuestión. Bueno, basta de misterio: Decidimos meternos desde el empeine hasta las pestañas en lo que viene después de ese Hola inicial. Convencidos, nos disponemos a recorrer esa palabra, a sacudirla de pies a cabeza y a dejarla patas para arriba.

Es que si los Holas nos abren puertas, hay que mandarse nomás. Convencidos de crear y de construir ni bien atravesamos el marco de esa puerta. Convencidos de que no tenemos tarea mas bella, mas llena de vida que la de crear este mundo por venir. Haciendo y des-haciendo y volviendo a hacer las formas que teníamos en la mochila. Haciendo que las palabras se transformen en vida, armando los mejores de los puentes entre los hombres y derribando uno a uno los viejos cimientos de la aun más vieja sociedad. Rompiendo el mundo que nos rodea. Desde los lápices, desde los libros, desde los bastidores, con la guitarra abajo del brazo y el apagón final siempre encendido. Con uno mismo, con el otro, con los otros. Construyendo en conjunto, la poesía que brota de nuestros cuerpos, los versos que vamos a decir y las acciones que vamos a encarnar.

Hoy nos toca preparar el hola para un espacio por llenar. Para un escenario por construir, para un acorde por tocar. Hoy nos toca hablar el hola desde una calle que guarda un Galpón que guarda mucha alegría por ser vivida. Que guarda muchas jornadas, muchos clavos, mucho polvo y mucha vida contenida en cada ladrillo. Un galpón busca ser y hacer una cultura activa, esa que te mueve todos los huesos, que ayuda poner los pies sobre la tierra y a estar convencido de cambiar todo lo que deba ser cambiado. Una cultura que sacude los cuerpos, las ideas y las cosas estáticas. Una cultura que transforma las formas, las personas y las ideas. Una cultura que se viste de Santoro, que lleva en cada mano sus palabras, sus versos y sus verdades. Una cultura que se carga de Santoro todos los días, y que esta dispuesta todo el día, todos los días a seguir metiendo poesía en el aire.

Inundando el mundo de poesía.
Inundando de mundo a la poesía.

Nos disponemos enfrentarnos a ese Hola, y a construir esa cultura independiente con las mayores de las sonrisas en la cara. Con esa rebeldía que nos hace vibrar hasta los huesos.

Y no podíamos dejar de invitarlos a formar parte de este gran día. El día en que le diremos Hola al Galpón Cultural Roberto Santoro. El día que abriremos las puertas a construir una cultura que logre movilizar a los de abajo para inquietar a los de arriba. Están todxs invitadxs a la Inauguración del Galpón Cultural, el día Sábado 31 de Octubre. La actividad arranca a las 17hs con actividades para chicxs, continuando a las 21hs para dar inicio a la Inauguración, abriendo con un Panel con diferentes artistas invitados, donde trabajaremos sobre porque decidimos ponerle Roberto Santoro al centro cultural. Y ya llegadas las 22hs, continuamos la noche con una variete en donde se presentaran diferentes números de teatro y bandas en vivo.
Vení a la Inauguración del Galpón Cultural Roberto J Santoro, ubicado en España 287, entre Palaa y Colon, en Avellaneda. A pasitos de la UNDAV (Universidad de Avellaneda).

Los esperamxs!

Galpón Cultural Roberto Santoro

1-1893.jpg



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba