24/10/2012

Comunicado del MOCASE-VC ante la libertad del asesino de Miguel Galván, Paulino Rizo Patrón

Reproducimos comunicado:

mocase-5.jpg

El reino del revés

El pasado viernes 19 de octubre el asesino de Miguel Galvan, Paulino Rizo Patrón salió caminando libremente por la puerta del hospital del Chaco luego de haberlo acuchillado a Miguel en el cuello, tres días atrás en el paraje El Simbol entre Santiago del Estero y Salta. Gracias al Juez Dilacio, quien aparentemente se “olvido” de ejercer la custodia policial para con el protagonista del asesinato político más resonante del año. El mundo entero nos pregunta ¿Qué ocurre en Santiago del Estero, en Salta, en el Chaco? Un asesino que se hace pasar por víctima mal usando sus derechos y abusando de las gentilezas de un sistema corrupto, termina en libertad por la impericia del conjunto de las fuerzas jurídico policiales.

Como contraste de esto, nosotros llevamos años de persecución por el simple delito de defender nuestra posesión. Nuestro territorio. El jueves 18 de octubre detuvieron de forma violenta a nuestro compañero Cesar Navarro (referente de la Central Campesina Ashpa Sumaj, Dpto Alberdi) y lo trasladaron a la comisaria 18 de Campo Gallo. Fue golpeado y amenazado. Son varias las familias que viven en Campo Verde, a 25 Km de la Ciudad de Campo Gallo, y hace más de 3 años vienen presentando denuncias y todo tipo de trámites para hacer valer el derecho a la tierra. Nuestra defensa es pacífica, democrática, pero conocemos muy bien la Constitución y nuestros derechos y no vamos a permitir que nos amedrenten mientras están incumpliendo a sus deberes de funcionarios. Tanto judiciales como policiales.

El juez del crimen de segunda nominación de Santiago del Estero, Tarchini Saavedra, libro la orden de detención a Cesar Navarro y su hermano Alfredo Navarro, menor de edad, por haber defendido su tierra en el Paraje Campo Verde. Esto forma parte de una persecución que lleva ya mas de 10 años y que se agudizo en los últimos 3 años, donde las operaciones armadas entre grupos sojeros, el poder judicial, y la policía de la provincia que debería responder el poder ejecutivo provincial, han logrado el efectivo resultado de dar vuelta la tortilla. Asesinaron a Cristián Ferreyra, y a Miguel Galván en menos de un año.

Y en el “reyno del revez” están los asesinos sueltos y las víctimas con persecuciones violentas a cargo de grupos paramilitares, persecución política a cargo de la mayoría de las instituciones estatales la provincia que no dan respuesta ni proponen ninguna solución y la pasividad del gobierno nacional. Y la persecución judicial, ya que en cada territorio los jueces van desatendiendo las causas y violando el estado de derecho, mínimo y necesario para la convivencia pacífica. En el Juzgado n°2 de Metan a cargo de Mario Dilacio, su secretario nos dijo a nosotros, y a nuestra abogada que ellos no se iban a ocupar en investigar nada, que solamente iban a garantizar la detención del asesino, pero que este juzgado es como un hospital. Atendemos a los heridos. Lo demás no nos importa. No se mete en problemas con gente poderosa.

Este tipo de jueces se ocupan del procesamiento de nuestras compañeras como Marilena Santillan y Santa Bernardita Santillán y otros (Sebastián Aldo Roldan y Daniel Armando), que viven en su tierra, producen alimentos sanos, creen en dios y seguramente crean en la justicia, en el estado y en cada uno de los argentinos que hoy están conmovidos con la lucha que llevan adelante.

Tanto en Campo Verde, donde el empresario que intenta usurpar la tierra de la comunidad es Daniel Mango, como en Simbol, donde el porteño Biagini y el Salteño Figueroa continúan alambrando, se valen de la fuerza de grupos paramilitares. Esto quiere decir que si los campesinos deciden defender su territorio y hacer uso de sus derechos deberían exponerse a grupos armados que ya demostraron no dudar en disparar a matar.

El alambrado es extraño en estos territorios, ya que encierra las tierras por donde los animales antes transitaban libremente y los deja sin alimento y sin agua, por lo tanto las familias campesina indígenas no podemos producir para alimentarnos y alimentar a los pueblos cercanos.

Pero el mundo del revés tiene una cara oculta, una situación que nos impide continuar sin gritarle al mundo lo que ocurre. Ancestralmente los niños del campo se trasladan en libertad para asistir a la escuela y el alamabrado también impide que nuestros niños y niñas puedan llegar a la escuela, tanto porque cierra los caminos como también porque hay hombres armados recorriendo el territorio y son una amenza permanente. Esta en peligro la vida de nuestros niños y el derecho a la educación primaria.

Necesitamos que se detenga inmediatamente a la banda de Tala Aranda y a todas las bandas que están actuando sobre nuestros territorios y nuestras vidas.

¿Vamos a ver cómo es el reino del revés? Los que aun no están tomando conciencia de la gravedad de los hechos, van a pagar muy caro sus responsabilidades políticas. A toda la sociedad le solicitamos difundir esto y que estén alertas porque quieren desestabilizar un proceso hermoso, de 22 años, donde miles de campesinas y campesinos hemos aprendido una nueva manera de vivir. Una manera de ser felices, juntos.

MOCASE ““ VC

Angel 03844 15 515850

Paulo 03844 15 455786

Cristina 0385 154890884

Adolfo 0385 155187809

Deo 03844 15 408668

Carilo 011 1558811088


Notas relacionadas:

Crónica de un asesinato anunciado

Siguen amenazas y persecusión de paramilitares a campesinos del MOCASE-VC

Asesinaron a otro miembro del MoCaSE-VC

Urgente: asesinaron a Miguel Galván, militante de MoCaSE VC

Santiago del Estero: El Mocase denuncia que bandas armadas los siguen atacando

Se profundiza el modelo de agronegocios y sus contradicciones

Asesinaron a Cristian Ferreyra, miembro del MOCASE Vía Campesina

Movilización a la Casa de Santiago del Estero ante el crimen de Cristian Ferreyra



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba