30/01/2018

Cobertura Especial – 9 años sin Luciano

tapa-3630.jpg
Es imposible contar aquí todo lo que escuchamos y vimos. Es imposible. Fueron incontables los testimonios en la jornada a 9 años de la desaparición de Luciano Arruga. Cada nuevo evento trae consigo a nuevas familias de nuevos lugares del país, por eso es que el clima se debate entre historias desgarradoras, de dolor y bronca, y lugares de encuentro con una valía inconmensurable. Sergio Maldonado y Mónica Alegre, pero también las madres de víctimas de gatillo fácil haciendo trencito al ritmo de las Kumbia Queers y los niños y niñas prestándose a los juegos de Anda Calabaza. Por eso es una cobertura difícil que llevamos adelante Radio Zona Libre, Radio Presente, Radio Sur, Espantarrejas (FM Riachuelo), La Colectiva, Dtl!, La Tribu, Antena Negra, FM En Tránsito y La Retaguardia. Acá compartimos sólo una mínima parte de los testimonios que se oyeron a lo largo del día, tanto en la transmisión radial de la actividad como en el escenario y las distintas asambleas, y el registro fotográfico de Laki Pérez, y Agustina Salinas y Natalia Bernardes de La Retaguardia. Por *Medios comunitarios, alternativos y populares.


Sergio, hermano de Santiago Maldonado

tapa-3611.jpg

La presencia del hermano de Santiago generó que muchos familiares quisieran conocerlo, sacarse una foto con él y con Andrea Antico, su compañera. Que quisieran contarle el caso de su familiar, o simplemente darle un abrazo. En su intervención durante la Asamblea de familiares, Sergio aclaró que venía a acompañar y que no había preparado qué decir. Sin embargo dijo mucho en pocas palabras: “A todos nos une por ahí el mismo sufrimiento, y es algo que el que lo puede entender es al que le pasó. No por lo que te dicen, o por lo que se puede imaginar, o sea todo el proceso va por dentro. Yo, personalmente, estuve 5 meses muy arriba y no tuve tiempo de asimilarlo. En este último mes, como que me cae la realidad. Me la paso llorando, siento mucha tristeza. Y su vez siento que a veces nos tocan cosas y no las podemos evitar. Hoy venía en el avión y venía pensando en Luciano, que tendría por ahí 25 años. Con tan solo 16 años plantarse en una situación, y decir no va más, y ponerle el cuerpo. Yo me ponía en el lugar de Vanesa y debe ser”¦, o sea no debe ser, es doloroso. Pero también uno siente un orgullo de ese hermano, cuantos Lucianos por ahí él salvó; sí que lo vemos desde ese punto de vista. Puso el cuerpo para algo, para una causa, él dijo basta. Por ahí es difícil que a una madre, me pasa con mi vieja, no lo entiende y no le importa el haber dicho que no. Pero es una persona que pone el cuerpo para que otros no pasen por lo mismo, y tenemos que aprender de todo eso. Y parece que fuera el último, y después viene otro. Y ahora lo último que es Rafa (por Rafael Nahuel). Simplemente hay que acompañar, y estar juntos. Los políticos van y vienen, los gobiernos cambian. Y al que le reclamamos hoy, y el que nos apoya hoy, seguramente va estar dentro de un par de años. Y dentro de un par de años le golpearemos la puerta y seguiremos reclamando. Y a veces la justicia es así como lo que me tatué acá (y muestra un tatuaje en su brazo izquierdo, en el mismo brazo que se tatuó la cara de Santiago, que dice “Los dinosaurios van a desaparecer”) que está toda rota, quebrada, no se entiende. Y bueno, es lo que nos toca vivir, no tenemos escapatoria. Así que, simplemente agradecer por dejarme participar en este espacio y poder escucharlos a todos, a cada uno y a las familias. Muchas gracias, y gracias a Vanesa que la quiero mucho. Y por el apoyo grande que me dio, y me va acompañando. Y a veces no le entendía las cosas que me decía, y ahora, con el paso del tiempo, lo voy comprendiendo. Muchas gracias, ¡y Luciano presente!”.

Nora Cortiñas, Madre de Plaza de Mayo Línea Fundadora

tapa-3612.jpg

Como cada jornada en la que se reclama justicia, Norita Cortiñas estuvo presente en el escenario y pidió recordar con alegría a los pibes y pibas que ya no están: “Es una jornada muy triste, pero hay que recordarlo a Luciano con una sonrisa. Y así tienen que ser los recuerdos. Para recordar lo mejor y todo lo bueno que ellos tenían. Querían que todo el mundo fuera feliz, que viviéramos en un mundo donde nadie pasara penas ni necesidades”, expresó la titular de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora que no se olvidó de los trabajadores del Estado despedidos en estos últimos días: “Hoy se dijeron y explicaron situaciones que estamos viviendo. Entre todos y todas tenemos que luchar para salir de esta situación. Hoy, a otra empresa más del Estado le llegó el ajuste. Es una lista de más de 250 trabajadores. Es un dolor continuo. Hoy están ahí, en el INTI, un espacio del Estado donde son necesarios todos los trabajadores, como es el Posadas, como es el Ministerio de Defensa y como todos los ingenios. Cada trabajador es imprescindible. Están haciendo un vaciamiento de voluntades de toda la vida. Gracias a ellos fuimos saliendo, caminando, de lo que fue el terrorismo de Estado elaborando un Estado constitucional día por día. Todos los trabajadores de todos los espacios son imprescindibles. No va a hacer falta suplantarlos. Nosotros vamos a tener que ser los forjadores de un camino en el que de a poquito volvamos a renacer como un país con justicia social, con toda la justicia, donde no haya represión y no haya persecución a todos los luchadores que quieren un país para todos y todas. Está en nuestras manos. Está en nuestra voluntad”, manifestó.

Norita también habló de la necesidad de unirse para enfrentar a un enemigo común y tratar de apaciguar algunas diferencias para forjar ese camino hacia un país con más justicia social: “Tenemos que dejar las diferencias de lado, se dijo. No es fácil, yo les digo. Son muchos años que tuvimos diferencias que por momentos se acentuaban por la maldita política partidista. Lo digo desde mi corazón. Para recuperarnos tenemos que hacer un examen de conciencia para ver hasta dónde podemos ir revirtiendo. No es fácil, pero es posible. Si no nos juntamos para resolver esta situación de hoy nos vamos al fondo y entonces sí que va a ser difícil salir. Desde hoy, desde ahora. No miremos al otro que a lo mejor nos hirió con un desaire porque no pensábamos igual o con una discriminación que tuvimos. De ahora en adelante hagamos un sacrificio interior. Cada uno podemos ser los hacedores del psicoanálisis propio. Llega la noche y hay que pensar en cómo mejorar. Al día siguiente no vernos como enemigos, unos con los otros. Ya les digo, no es fácil. Son muchos años. De ahora en más, dejar de hacer ese partidismo y aplaudir todo aunque esté mal. No es cuestión de pedir disculpas sino de modificar lo que salió mal para no repetir esto que tenemos. Ojo, si otra vez hay equivocaciones puede ser que esto que tenemos hoy se repita por 4 años más. No. Nunca más esto. Para eso tenemos que hacer ese cambio y empezar a mejorar todo lo que había salido mal”, pidió.

La situación en el INTI parece acomodarse a las políticas habituales de este Gobierno que ya se prepara para los 250 despidos que van a realizar esta semana: “El INTI ya tiene la policía adentro del espacio. Tienen el coche para tirarles el agua. Tienen el camión con la gente adentro. Son gendarmes. Para parar este ajuste, para decir que tienen que reintegrar a todos los trabajadores que han sido despedidos vamos a tener que hacer mucho esfuerzo y tenemos que estar juntos. Si somos altruistas, estamos con buena voluntad y esperanza, está en nuestras manos que esto se revierta. A mí me parece que lo vamos a lograr. Todo lo que escuchamos hoy es para que todo sea solidaridad entre nosotros. Hay mucha gente que no tiene trabajo. Hagamos el esfuerzo. Pidamos permanentemente la reincorporación de todos los trabajadores despedidos”, insistió Norita.

Por último, se refirió a los absurdos pedidos de reconciliación que manifiestan algunos de los funcionarios macristas y exigió la apertura de los archivos con la información sobre los 30 mil desaparecidos: “Nosotras seguimos pidiendo que se abran los archivos. Seguimos diciendo con toda la fuerza que no nos reconciliamos. No perdonamos y no olvidamos. En eso seguimos todos y todas con lo mismo y no vamos a aflojar. La justicia transicional no existe. No dio resultado en África ni en ninguna parte del mundo. Nosotras queremos toda la verdad, toda la justicia y toda la memoria. 30 mil detenidos desaparecidos presente. Ahora y siempre. Aparición con vida de Julio López y de los desaparecidos en los años de Gobiernos constitucionales. Hasta la victoria siempre. Venceremos”, cerró Nora Cortiñas.

Marta Ramallo, madre de Johana Ramallo, desaparecida

tapa-3613.jpg

“Mi lucha empezó el 26 de julio (2017) cuando desapareció mi hija. Fue en la ciudad de La Plata, a cuatro cuadras de una DDI (Dirección de Desempeño Institucional) de personas desaparecidas, a ocho cuadras del a comisaría N° 9. Todo platense sabemos el prontuario de esa comisaría”, contó Marta, mamá de Johana. “Yo fui a radicar la denuncia ni bien mi hija no vino a dormir a casa. En la comisaría N° 16 de Villa Ponzatti me dijeron que no la haga porque se había ido con algún machito”, denunció. “Respondí a esos dos oficiales que yo parí a Johana y que sabía que mi hija no se había ido con ningún machito, sino que alguien me la tenía y no la estaba dejando volver a mi casa. Me radicaron la denuncia porque exigía que lo hagan. Ese mismo viernes me dirigí a la DDI de La Plata, volví a radicar la denuncia ahí, pero me la tomaron como “˜pedido de paradero”™.A los 30 días de la desaparición de mi hija le presente por escrito y por pedido mío y por el grupo de los abogados a la fiscal Betina Laki, que me cambien la carátula, que yo necesitaba que la causa sea “˜desaparición de persona forzada”™. A los más de 20 días, yo con un ACV en un hospital público de la ciudad de La Plata, me avisaron mis abogados que ellos me lo negaron, me negaron el cambio de carátula. Y tantas cosas más, ¿no?, porque me están negando el derecho a seguir siendo la mamá de Johana. A ella también le están sacando los derechos en estos 6 meses, a mi nieta le están sacando los derechos de seguir siendo hija, y seguir compartiendo con su mamá todo los días de su vida, y a mi hija sobre todo le están sacando el derecho, por el solo hecho de ser mujer”, planteó Marta imprimiendo en su denuncia una imprescindible perspectiva de género: a Johana se la llevaron por ser mujer.

“A los 5 día de la desaparición de Johana sabía quiénes eran los proxenetas de la zona, quiénes traían la falopa y de dónde la traían, quiénes eran los supuestos sospechosos, que nosotros sabíamos, y para ellos no eran sospechosos sino que eran gente que estaba en la zona vendiendo falopa para nuestros pibes, para nuestras pibas, y que los proxenetas estaban ahí para darle seguridad a nuestra pibas ¿Qué seguridad tienen nuestras pibas? Que las desaparezcan. Johana no conocía la prostitución, Johana estaba siendo víctima de estos proxenetas y de estos narcotraficantes.Mi hija no se iba todos los días de mi casa, sino que cada 2 o 3 días me decía ahora vengo, voy a la plaza y consumía. Ese día Joaha me dijo: “˜a las ocho vengo”™, y a las ocho, Joahana nunca llegó para compartir el puchero con sus hermanos y su mamá. Ese 26 de julio mi vida se paralizó y la vida de mis hijos en especial se paralizó, para nosotros hoy a 6 meses y un día, hay un Estado responsable, pero también tenemos un gobierno responsable y cómplice, porque todos sabemos que una red de trata no se conforma con 2 o 3 perejiles, sino que hay un Estado, hay un gobierno cómplice y hay instituciones que los avalan ¿Por qué? Porque ellos consumen el cuerpo de nuestras pibas.

Sigo en la lucha, sigo caminando, exijo a los jueces y fiscales, a la gente que vende seguridad para nuestras pibas, porque en la misma zona donde desapareció mi hija, hay chicas menores de edad siendo víctimas de estos proxenetas, siendo víctimas de la policía y del maltrato. Fui testigo, hace poco me subí a un colectivo y vi cómo dos vigilantes estaban golpeando a una menor de edad, y metiéndola en un hotel. A eso lo declaré en la causa, y para ellos no son sospechosos, gente proxeneta que camina por la zona no son sospechosos de la desaparición de mi hija, sabiendo que ellos tenían vínculos. Eso como mamá me duele muchísimo”, expresó Marta.

En relación a la responsabilidad de la gobernadora María Eugenia Vidal, Marta contó que nunca la atendió ni la recibió: “Hice todo legalmente, fui durante estos 6 meses, siempre por lo legal, siempre, siempre por lo legal. Le exigí a la señora Vidal, si se le puede seguir llamando señora que me atienda, que yo necesitaba que ella me escuche. Ya pasaron seis meses. Cuando la cruce en la calle”¦ cosa que no creo, porque ellos no caminan las calles que caminamos las mamás de lucha, andan en una auto y vidrios polarizadas para no ver la realidad que vivimos nosotras. Le preguntaría a la señora Vidal si ella realmente se siente mujer y no proxeneta. Quisiera que ella levante la cabeza en alto y que me responda con la verdad porque deja mucho que desear, si es mamá , hermana o abuela, espero que nunca esté en nuestros zapatos , ni en nuestras calle. Si fuera así, yo pediría justicia, pediría aparición con vida de un familiar de ella”, aseguró Marta.

“A los 15 días de la desaparición de Johana, vino mi nieta, con 6 años, y me vio llorando en una cama. Me dijo “˜abuela, ¿qué te pasa?”™. Le respondí que me dolía la cabeza: “˜No abuela, a vos no te duele la cabeza, levantate y anda a buscar a mi mamá, porque a vos te duele el alma”™. Y es eso lo que tengo presente hoy a seis meses y un día y me da fuerza para salir en búsqueda con la aparición de vida de Johana, hace unos días mi nieta me vio llorar y no me dijo nada. Vino mi hijo y me dijo “˜mami, no llores, no te quiero ver llorar”™ y mi nieta estaba jugando, se dio vuelta y me dijo “˜ellos no saben abuela que nosotras vamos a llorar toda la vida”™. Y eso me llena de orgullo porque sé que mi hija la estaba criando bien, ella es mi Johana en chica, yo salgo a las calles, a las marchas y veo la cara de Joahana en todas las pibas.

Por eso me duele que en la misma zona donde desapareció mi hija sigan regenteando los cuerpos de estas pibas, yo me presenté en los juzgados federales, provinciales, en los juzgados de familia y exigí seguridad para nuestras pibas, que sean pibas recuperadas que haya un Estado presente, no ausente. Que haya una PROTEX (Procuraduría de Trata y Explotación de Personas) que se ocupe de la situación que están nuestras pibas. Sigo en la calle porque tengo otra hija más, tengo a mi nieta que es la que me da fuerza todos los días de mi vida para que me levante y salga en búsqueda de su mamá. Se lo prometí a mi hija y se lo prometí a mi nieta, mirándola a los ojos, que iba a encontrar con vida a su mamá, y no voy a parar hasta encontrar con vida a Johana, y que pague el que tenga que pagar que tenga un castigo justo y no injusto”, concluyó Marta.

Julieta Vinaya, mamá de Atahualpa

tapa-3614.jpg

“Lo que de alguna manera me ha salvado y nos ha salvado a la mayoría de los familiares, es el poder juntarnos, el poder encontrarnos, el poder hablar y decir que nos estaba pasando. Empezar a hablar desde el dolor, desde la bronca, empezar a organizarnos. Y también es difícil porque hemos aprendido muy lo individual, el que es lo que le pasa a cada uno. Entonces, hay como que desaprender cosas y empezar a aprender otras. Quizás, un grito no escuchen, quizás dos tampoco, pero cientos de gritos nos tienen que escuchar. Más si estamos organizados, y mucho más si estamos en las calles, si empezamos a tomar las calles, porque esa es nuestra herramienta. Esa es nuestra única herramienta que tenemos como familiares. Y que en esto, van a hacer 10 años del asesinato de Atahualpa, este va a ser el segundo juicio que se hace. Es algo inédito en la provincia de Río Negro, porque ya se hizo un juicio. Y esta, la segunda vez que se vuelve a hacer un juicio. Estamos pidiendo que se revise a los jueces, a los fiscales que estuvieron trabajando en la causa. Le estamos pidiendo juicio político a cada uno de ellos. A Daniela Zágari, que fue fiscal en ese momento y que ahora es jueza. La premiaron siendo jueza. A Carlos Reussi, que fue fiscal subrogante de la causa, fue cuñado del dueño de “Mi loca” (boliche). Atahualpa se encontraba en “Mi Loca”, y de ahí desaparece, y aparece a 5 km con un disparo en la espalda. Al principio nadie nos escuchaba, ¿Por qué?, porque era una loca, hablaba desde el dolor, hablaba desde la bronca. Pero se encontraron con una madre, que a pesar del dolor siguió. Nos quisieron desgastar y no pudieron, porque seguimos. Tiempo después descubrimos que en ese mismo lugar, en “Mi Loca”, llevaban a las menores de edad. Intercambian dinero, droga, y las intentaban prostituir. Nosotros creemos que Atahualpa vio algo y por eso lo asesinan, y por eso realmente han tapado la causa. Tiempo después, sale una línea de investigación que se llama “los viejos”. En esa línea de investigación, 8 años después, se descubre que llevaban a esas menores de edad, que eran del barrio, del mismo barrio que era Atahualpa. Estaba implicado el dueño del boliche, estaba implicado un juez, estaban implicados abogados. Estaba implicada mucha gente de mucho poder. Por eso, en algún momento decían que era una loca, pero a nosotros nos sostuvo la organización, las marchas, el poder encontrarnos, eso hizo que a pesar de que hayan pasado 10 años, nosotras estamos en pie. Y vamos a tener ese juicio, y no vamos a parar hasta encontrar a cada uno de los responsables. A los policías que hicieron mal su trabajo, a los fiscales, que ya hay uno que se retiro, pero que igual estamos pidiendo que se le pueda sacar el sueldo. A los jueces que intervinieron, y no vamos a parar hasta llegar a la verdad, a la verdad y a la justicia. Y realmente poder agradecer, yo hacía 2 años que no participaba, porque estaba enferma, porque estaba en la cama, porque ya no podía. Porque ya me habían desgastado, porque a eso juegan. Y hoy estoy acá, estoy de pie, y estoy entera, como está la mayoría de los familiares hoy acá. Y lo que nos salva es la organización, y el hecho de poder juntarnos, y poder hablar. Poder hablar desde nuestros dolores, sacarlos y poder acompañarnos, poder mirarnos que no somos los únicos. Esos nos va salvando, y eso no permite, y tenemos que seguir en esto, tenemos que seguir en la organización, tenemos que seguir acompañándonos. Esto es lo que se viene, lo que empezó ya hace 2 años, es muy duro. Pero ellos no saben que nosotras tenemos la fortaleza, tenemos el amor, no estamos con odio. A nosotras nos guía el amor, el amor a nuestros hijos, eso nos guía a nosotras. Y tenemos un aprendizaje, ¡ese aprendizaje es de las Madres de Plaza de Mayo que hace más de 40 años la vienen peleando, Las Abuelas que fueron recuperando nietos a pesar de tantos años!”

tapa-3615.jpg

Luego Vinaya leyó un escrito íntimo dedicado a su hijo:

“No estará tu nombre Atahualpa, ya no estará tu nombre en el aula, en la “ela” (creo que dice eso) no responderás presente ante el pase de lista, no estará tu sonrisa compartiendo horizontes, ni habrá un médico nuevo en tu pueblo aymara, pero estarás sembrando cada nueva victoria. Aunque te hayan matado, no podrán asesinar tu sonrisa. ¡No!, no podrán matar la primavera de tu pecho, no podrán detener la marcha de tu pueblo. Porque desde ahora, Atahualpa de mi alma, vas trazando senderos, vas sembrando esperanza, vas junto al Che siempre. ¡Gracias!”

La Masacre de Pergamino

tapa-3616.jpg

El 2 de marzo del año pasado, policías de la Comisaría 1° de Pergamino dejaron incinerarse en la celda 1 a siete pibes. Pasadas las 18:00 comenzó un fuego en un sector que previamente había sido cerrado con candado y del cual se había retirado el personal policial, incluido el policía que estaba de imaginaria. A pesar del humo intenso, de los mensajes de texto que uno de los jóvenes detenidos pudo enviar a su familia, los policías demoraron alrededor de 40 minutos en llamar una ambulancia y un poco más en llamar a los bomberos. Los bomberos se encontraron con un candado en una de las rejas que impedía el uso de las mangueras en un ángulo que pudiera combatir el fuego. Otros 20 minutos pasaron hasta que apareció la llave de ese candando. Sergio Filiberto, Federico Perrotta, Alan Córdoba, Franco Pizzarro, John Carlos, “Noni” Cabrera y Fernando Latorre murieron en una celda a más de 500 grados.

Entre los familiares que estuvieron presentes en esta jornada a 9 años de la desaparición de Luciano Arruga, estuvo Cristina Gramajo, madre de Sergio Filiberto. Muy próximos a cumplirse 11 meses de la masacre de Pergamino le preguntamos por el estado de la causa contra los policías responsables y en particular la situación del comisario, Alberto Sebastián Donza, que se encuentra prófugo. “A casi 11 meses todavía no había pedido de recompensa, que lo logramos hace unos días a través de la gobernadora, no sé si tenían miedo de un escrache , pero nos dieron 5 minutos para hablar con ella y salió el “buscado” con recompensa. Son 6 los agentes imputados que estaban ese día de guardia, cuatro están gozando del beneficio de arresto domiciliario, uno solo está en el penal porque hemos apelado. De hecho las familias estamos representadas por la CPM (Comisión Provincial por la Memoria) realmente nos llevan bien el caso y nos hacen intervenir bastante y nos permite hacer todas las manifestaciones habidas y por haber. Y estamos esperando que sea elevado a juicio, por ahí para junio. La apelación esta también para las otras domiciliaria y que los pasen a un penal como correspondería”, explicó Cristina Gramajo.

Las domiciliarias puso en el barrio a policías procesados junto con las familias de los chicos asesinados, aunque no todos los casos revisten la misma gravedad; “…uno de los detenidos vive a una cuadra de uno de los chicos asesinados, así que para esa madre es dificilísimo. Después, los otros tres viven en ciudades cercanas, no en la misma ciudad. Pero el que vive cerca si, la madre sufre horrores tener a una cuadra a un asesino”, dijo la mamá de Sergio Filiberto.

Por último le pedimos una reflexión sobre esta actividad que se desarrollaba en la Plaza Luciano Arruga; “Me parece que estos espacios, como dijeron muchas de las personas que hablaron, es el de hacer justicia. Para nosotros hacer justicia sería una justicia injusta porque sabemos que a nuestros hijos no nos los van a devolver. Pero si nuestra lucha y nuestro dolor sirve para que ni un pibe menos y que la comunidad tome conciencia que nadie está exento de este abuso del este Estado represor… y a lo mejor podemos cambiar un poco”.

Imputados por los asesinatos de los siete chicos están los oficiales Alexis Miguel Eva y Matías Exequiel Giuglietti, la ayudante de guardia Carolina Denise Guevara, el sargento César Brian Carrizo y el teniente primero Sergio Ramón Rodas, todos de la bonaerense y se encuentra prófugo el comisario, el mencionado Alberto Sebastián Donza, a cargo de la Comisaría 1ª en el momento del hecho. Todos están procesados por abandono de persona seguida de muerte. La causa está siendo investigada por el fiscal Néstor Mastorchio.

Diego Iván Pachao, de Catamarca

tapa-3617.jpg

Diego Iván Pachao tenía 20 años cuando fue asesinado, en marzo de 2012, por la Policía de Catamarca. “Diego caminaba en muy buen estado de salud por la Avenida Los Legisladores (Catamarca capital) buscando a su amigo Leonel González, y se encontró con esta escena: policías golpeando a Leonel, haciendo tiros al aire. Mi hijo solo pidió que dejaran de golpear a su amigo o le avisaría a la familia. Por ese motivo Diego fue arrestado. En los libros de registro policiales consta que mi hijo lo llevan por averiguación de Medios de Vida. Esta figura en lo penal no existe”, dice un volante que su mamá, Claudia Liliana Veliz, repartió el sábado. Durante la transmisión de medios populares, Claudia dijo: “Hoy, a 5 años y 10 meses de la muerte de él los policías siguen libres, trabajando para el Estado. El gobierno, el poder judicial, están siendo parte de este encubrimiento y de que nos llegue a la verdad. Es la cuarta vez que va elevado a juicio por la imputación de incumplimiento de los deberes de funcionario público. Una imputación muy leve que, nosotros no consideramos que es realmente lo que pasó. A mi hijo lo mataron, no está, no vive ya, entonces pedimos torturas seguidas de muerte. Los abogados también nos fallaron, son otros vendidos más. Y bueno, lo único que les pido es que por favor nos ayuden, nos acompañen y bueno, quien me pueda instruir más en esto, en acompañarnos más. Nosotros, en Catamarca, estamos acompañados por el Partido Obrero. Pero bueno, necesitamos más apoyo y se sumen más a esto. Y que por favor, me ayuden para que se resuelva pronto todo esto. Porque es lamentablemente una pesadilla, es un martirio para mí. Vine a acompañar a Familiares de Luciano Arruga, que también fue víctima de la policía, lamentablemente la familia las pasó muy malas, y las sigue pasando. Como él, muchos casos más, que hacen que nos podemos dar cuenta que no somos ni uno no dos ni tres, somos millones de casos. Y que lamentablemente, el Estado siempre está presente en todo eso, y está presente digamos en que está encubriendo todos estos asesinos que necesitamos de una vez por todas que esto se termine. Y que el poder judicial cumpla con su trabajo como realmente corresponde. Darle el castigo que merecen los culpables, los responsables, los asesinos de nuestros hijos, de nuestras familias, de los desaparecidos. Y de todos los demás que están pasando por situaciones de dolor, de desesperanza, de mucha lucha. Bueno, darles las gracias por este momento que permitieron expresar y dar a conocer lo que pasa en Catamarca en este caso, como lo dije en el primer momento, con mi hijo Diego Iván Pachao”, culminó Claudia.

Diego Chávez, causa armada

tapa-3618.jpg

“Soy Fabiola Aguirre, de Moreno y mi hijo Diego es víctima de una causa armada. Diego en este momento está alojado en el penal de Mercedes, está detenido desde el 12 de noviembre de 2015 acusado de asesinar a un policía local. Me pasó como a todos: pensamos que le tomarían declaración, que todo se iba a aclarar, que la policía estaba haciendo lo correcto, de muchas partes, inclusive, de quien fue su abogado particular. Después teníamos la seguridad de que quien estaba a cargo en ese momento en la fiscalía Numero 2 de Moreno, el secretario fiscal a cargo, Walter Velazquez, estaba haciendo las cosas más que bien.

En ese momento como la investigación estaba como truncada, la familia se puso a cargo de la investigación, como pasa en la mayoría de las causas armadas, es la familia quien sale al frente a investigar todo lo que es el caso, pudimos averiguar quién realmente mato al policía. Vivía a tres cuadras de su casa. Yo me cargue a tal punto la investigación al hombro, que salí a buscar a una persona que estuvo casi durante 9 meses prófugo.

Quien fuera en ese momento jefe de calle en la comisaría primera Zárate fue quien más tranquilidad quiso llevarme a mí y a mi hijo, dijo que nos quedáramos tranquilos, que como ellos no iba a investigar nadie. Cuando yo le comenté a Diego la novedad de que esta persona nos ayudara, me dijo: “˜Mamá, no seas boluda, él fue quien me marco toda la noche”™”, recordó Fabiola.

“Desde ahí deduje que no solamente él lo marcó toda la noche, sino que este es el que pudo haberle dicho a la viuda del policía a quien tenía que marcar, ya que estaban buscando al culpable. La viuda del policía marcó a una persona de alrededor de 1,70 metros, 1,75 metros, morocha y barba candado tupida, ninguna de las características que dio da con la persona de mi hijo. En ese momento cuando se lo planteo el secretario del fiscal me dijo que yo me tenía que quedar tranquila, porque fiscalía más limpia que la fiscalía número 2 no había.

Debido a todas las irregularidades que veía, me atreví a buscar ayuda en una persona que trabajaba en la oficina de derechos humanos de Moreno, esa persona es Karina Leguizamón, persona a la que le debo muchísimo, como a Claudio Castro, a la familia Orellana que hoy vine con ellos, que también su hijo fue víctima de causa armada, empecé a apoyarme en todos y en cada uno, y dar a conocer lo que es la causa de Diego. Sin ir más lejos este lunes Diego tuvo una audiencia donde pedíamos que espere el juicio en la casa, ya que la fecha de juicio que le tiran a Diego es para el 24 de julio de 2019, Diego pasaría a estar un tiempo de 3 años y 7 meses detenido, sin juicio, sin audiencia, sin nada. Este lunes le rechazaron todos los pedidos”, denunció.

“Ahora sigue apelar la decisión ““continuó- de que a Diego le negaron esperar el juicio en la casa o adelantar la fecha del juicio, tenemos que volver a apelar. En última instancia sino nos dan respuesta al pedido, que es nada más y nada menos que que aprendan a respetar y que el que está encerrado tiene derechos, nosotros estamos pensando hacer una movida en el juzgado de Mercedes. Es un pueblo muy conservador, es un pueblo que no sabe de cambio de leyes, se están rigiendo con leyes de hace muchísimos años atrás. En los que una protesta, una pintada, todo lo que fuera sacar la verdad a la luz estaba mal visto. Se rigen por lo que dice un juez o un fiscal, yo no pienso respetarlo, porque yo hasta acá respeté, yo viví como tenía que ser, yo me regía por lo que eran las leyes, pero hoy por hoy, a raíz de lo que le pasa a Diego me di cuenta de que el pobre no tiene derechos”, concluyó Fabiola.

Nacho Levy de La Poderosa: “Luciano le hizo ver a mucha gente que la policía es parte del problema”

tapa-3619.jpg

Estuvieron presentes en la jornada integrantes de La Poderosa, la organización villera que reconoce en la lucha por saber qué pasó con Luciano, una guía. Nacho Levy dijo que: “Para nosotros como todos los años, como todos los eneros cada vez que los familiares y amigos de Luciano Arruga convocan, es una cita ineludible, porque es una cita con la historia de nuestros barrios, con nuestra propia historia y con nuestro propio futuro. La realidad es que, la dignidad, la fortaleza, la fuerza que tuvo la vida de Luciano aún por encima de su asesinato, permitió doblegar el silenciamiento que históricamente escondió las problemáticas que se ponen en evidencia en su caso, en su causa, en su muerte. La dignidad de Luciano logró quebrantar el silenciamiento a fuerza de estigmatización sobre una generación completa de jóvenes a la que presentan, como hoy decía Vanesa, como pibes peligrosos, cuando todos sabemos que son pibes en peligro. La realidad de nuestros territorios las conocemos quienes vivimos ahí, quienes ahí militan, quienes ahí luchamos. Pero a veces, se hace difícil hacérsela llegar a un enorme porcentaje de la sociedad que no vive en los barrios, que consume esos medios de comunicación. Y Luciano pudo. Pudo hacerle entender a mucha gente que, la policía no es parte de la solución, que la policía es parte del problema y que muchos de esos pibes que la televisión presenta como peligroso ostentan en cada día de su vida una serie de valores que, de los que muchísimos debieran aprender. Nos parece que ese ejemplo, que esa fortaleza de Luciano, se plasma en cada palabra de Vanesa, cada vez que se genera el aura que se genera cuando le toca agarrar un micrófono o tomar la palabra, y que esa fortaleza que aúna a los dos hermanos no nació de ningún repollo, nació de una mujer que se llama Mónica y que hoy es el motor de muchas otras madres que están acá. Y de muchos que siente que en la causa de Luciano, es la causa de nuestras vidas, acá está el hermano de Rafael Nahuel, el hermano de Santiago Maldonado, el padre de Darío Santillán, la madre de Kevin. La familia de un montón de jóvenes que fueron arrebatados por la desidia, por la prepotencia del Estado, que después de muerto los sigue invisivilizando. Entonces, cada actividad que nos permita poner eso en vidriera, nos obliga a estar y mucho más convocado por los Amigos y Familiares de Luciano Arruga. Porque a 9 años de su desaparición y de su asesinato nosotros nos sentimos amigos de Luciano Arruga también”, aseguró Levy con su elocuencia habitual.

Romina del Plá, SUTEBA Matanza, diputada nacional del Partido Obrero-FIT

tapa-3620.jpg

Del Plá participó de la asamblea de organizaciones. Luego nos comentó: “A nueve años de la desaparición y asesinato de Luciano Arruga, con todo la responsabilidad que ha quedado demostrada que ha tenido el Estado, no solo la policía sino todo el operativo de encubrimiento de todos los organismos del Estado y de todos los funcionarios gubernamentales, creo que es muy importante la lucha por justicia por Luciano. Y además por todo lo que significa el caso de Luciano en relación a todos los otros casos de la víctimas de impunidad que hemos escuchado hoy acá con la importantísima asamblea de familiares que se ha realizado. Realmente, los casos demuestran que de norte a sur del país la impunidad es una constante. La responsabilidad estatal en esa impunidad, que golpea claramente a los sectores de trabajadores, desocupados y a la juventud y los niños que derivan de esas familias de trabajadores. Y que, en todos lados, no importa cuál sea el gobierno. Aquí se dijo con mucha claridad recién, no importa si es un gobierno del PRO, si son gobiernos radicales, si son gobiernos del PJ en todas sus variantes, del FPV o del Socialismo de Santa Fé. Todos tienen la misma impronta, de proteger y mantener la situación de impunidad y la responsabilidad estatal en que actúen con total impunidad las bandas de la policía y las fuerzas represivas, el delito que organizan y amparan esas mismas organizaciones, las redes de trata y cada una de las situaciones que terminan golpeando sobre la población. Y está muy ligado para nosotros, a la lucha más general de los trabajadores a esta política de ajuste que le gobierno macrista quiere llevar adelante. A este ajuste del Estado con los despidos masivos en todo el país. Y obviamente, con su corolario de represión, porque el ataque es ajuste y represión. Porque como resultado de toda la experiencia de lucha y las reservas que hay en la clase obrera argentina la gente lucha para enfrentarlas. Está luchando en los Ingenios en el norte. Está ocupando la mina en Tierra del Fuego (por Río Turbio), está luchando en el Posadas, está luchando en el INTI, está luchando en el SENASA; está luchando en Azul y así sucesivamente. Entonces, yo creo que esto está relacionado a por qué viene esta persecución en las marchas del 14 y del 18 de Diciembre tan violentamente reprimidas. Como el Estado ha armado estas causas judiciales con detenidos. Que ahora logramos que algunos salgan, como es Cesar Arakaki y Dimas Ponce, pero siguen los procesos, siguen habiendo presos del 14 de Diciembre, y una persecución muy clara contra todas las organizaciones políticas y sindicales que se oponen. Es un mensaje para amedrentar a todo los que queremos enfrentar las políticas de ajuste. Pero nosotros les damos un mensaje a ellos, vamos a seguir movilizándonos con más organización que nunca y creo que esta jornada de hoy es una gran demostración de eso.

Gabriel Vargas de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos

Una de las intervenciones más lúcidas durante la asamblea de organizaciones, fue la de la integrante de la AEDD. Fue una suerte de entrega llave en mano entre generaciones de organismos de derechos humanos; de los viejos, a los nuevos. “Nosotros en la Asociación siempre nos hemos sentido muy unidos a los compañeros de familiares y amigos de Luciano Arruga, desde su nacimiento sobre todo nuestra compañera Nilda Eloy, que ya no está, siempre estuvo al lado de ellos apoyándolos. Y la verdad es que estaba escuchando a todos los compañeros que hablaban y estaba mirando, sobre todo todos los que estamos acá, y hablando un poco sobre este tema de la juventud y de la infancia no, porque hoy estamos en un sistema qué que fue avanzando. El mundo no es el mundo en el que yo tenía 7 años y este es un mundo donde hay un 30% de nosotros que sobra en este mundo capitalista Y entonces, muchas de las cosas que nos pasan tienen que ver con eso. Pero yo miraba y decía, qué puedo decir yo. Lo único que puedo decir es que este problema se soluciona así, con el camino que familiares y amigos de Luciano Arruga tomo: Organización, unidad, lucha. Y este camino donde la historia no queda un costado No es cierto. Porque, este pueblo sufrió terribles dolores, este pueblo sufrió un genocidio y sobre ese genocidio, como consecuencia de esos militantes que sufrieron el genocidio, surgieron las Madres de Plaza de Mayo y nos dieron fuerza a los jóvenes de ese momento para salir a la calle y luchar contra esa dictadura. Y hoy estamos acá un poco todos: Los nuevos jóvenes, Norita como representante las madres, la generación que fue perseguida y diezmada durante la dictadura, pero no nos equivoquemos. No estamos igual que ayer, no es lo mismo. No es que todo es una repetición, no es que hoy es como en el 90. No, no es como en los 90, porque en los 90 nos costaba mucho salir a la calle y hoy cada vez que se quiere despedir a un compañero se encuentra el poder con la organización de los trabajadores y con la solidaridad de otros. Entonces yo decía que puedo decir Yo acá: nada. Lo único que puedo decir es que se lucha haciendo camino, que está bien conocer la historia y lo mejor de la historia, pero el camino se hace andando y está muy bien leer libros, y está muy bien enterarse de todos los que estuvieron antes de todos los que analizaron y de todos los que avanzaron, pero desde el fondo de mi corazón les quiero ir a los jóvenes: no se equivoquen, el camino lo hacen ustedes y si no tienes que pasar por arriba, pásennos por arriba, que está bien, es así como se hace”, indicó casi sin respiro.

Sobre el final llegó la emoción: “nada más, lo único que quiero decir es que siento como una gran emoción estando acá porque como decía antes, a los compañeros y amigos de Luciano Arruga lo fuimos conociendo casi desde su inicio y me emociona ver cómo han crecido me emociona ver cómo organizan, me emociona Ver cómo pueden también contener a tantos otros familiares, me emociona que hoy hayan podido traer al hermano y al padre de Rafael Nahuel, que nosotros los organismos derechos humanos no pudimos traer. Esto que yo digo lo aprendí, sobre todo de una compañera que quisiera que fuera un nombre que recordaran y que si no conocen investigan que fue indudablemente una bandera en la lucha contra la impunidad Adriana Calvo. Que siempre que miraba los jóvenes sabía que lo que había que hacer es dejarlos andar y también lo aprendí de Cachito que tan preocupado estaba, porque los jóvenes puedan seguir luchando y hagan nuevamente historia.
Pero lo que quiero decir esto: Unidad, lucha, organización y a los jóvenes: ¡Vamos adelante! ¡Adelante!”.

tapa-3622.jpg

tapa_2-393.jpg

Claudio Castro, causa armada

tapa-3623.jpg

“Me encuentro bien, tranquilo, contento de poder estar en esta jornada en vez de estar llorando como vine tantas veces, de estar disfrutando de mi libertad y mi absolución, gracias a ustedes que siempre me dieron el espacio para poder difundir lo mío”, comenzó optimista.

“En diciembre de 2014 la policía rompió las puertas de mi casa. Me llevaron detenido, me torturaron y me acusaron de matar a un capitán de policía que jamás había conocido, ni sabia donde estaba parado el tipo, a raíz de eso me dejaron de tenido. Mi familia desesperada empezó a golpear puertas por todos lados, y por suerte dio con las puertas indicadas porque hoy me encuentro acá, en el lugar donde mi familia golpeó las puertas: el campo popular. Y en 28 días a través de marchas, de radio abierta, lograron que yo recupere mi libertad hasta el momento del juicio. En todo ese interín de ese día que salí en libertad, a 3 años después que fue mi juicio me tuve que empapar de todo lo que es esta lucha contra la represión del gobierno y las causas armadas.

Fue así que fui solidarizándome con familias que también tenían casos de causas armadas fuimos logrando una que otra absolución en casos que acompañamos hasta que en el momento del juicio pudimos lograr lo que nosotros creíamos que teníamos que hacer, llegar al juicio con el tribunal lleno de referentes de Derechos Humanos adentro, y afuera lleno de gente pidiendo justicia por nosotros.

El juicio duro una hora y media, algo muy poco común, el fiscal casi que nos pide perdón, porque la verdad es que tuvo que reconocer que esa causa nunca tuvo que haber llegado a juicio. Pidió que la fiscal que hizo la investigación, y a la policía que nos acuso, que sea investigado por otra fuerza que no sea la policía, que sea gendarmería o prefectura, y decidió no acusar porque no tenía elementos para acusar, y que esa causa no tendría que haber llegado a juicio. Quedé absuelto”, recordó.

Por último, Claudio se refirió a las razones de haber ganados su pelea: “No hubiera logrado nada de eso si no hubiese sido acompañado por el campo popular porque hoy es moneda corriente que la justicia meta presos a personas sin elementos, sin testigos, sin pruebas. Trabajan así, de esta manera, solamente invisibilizando las causas, nosotros lo que hicimos fue visibilizar, y a través de eso quedé absuelto. Hoy me encuentro acá visitando este lugar de nuevo pero ya desde otro punto de vista estando absuelto y acompañando familias que están luchando contra causas armadas como es el caso de Marcos Bazán que hace poquito vinieron a la coordinadora a contarnos cómo fue su causa, nosotros nos comunicamos con ellos, venimos luchando contra las causas armadas, no terminó con mi absolución la lucha”, aclaró.

Nadia Paris, perseguida por luchar

tapa-3624.jpg

Forma parte de familiaress y amigos de Luciano Arruga y vive en la Patagonia.
“La jornada esta es una jornada muy fuerte, mi voz (risas) lo demuestra, pero también es una jornada muy fortalecedora. Mucho de lo que pensábamos hace muchos años con los familiares que pensábamos que se tenía que generar hoy definitivamente hoy podemos decir que se está generando, que se construyó una organización, una confianza. Una forma de empezar a encontrar respuestas que no se venían dando por otros sectores tradicionales de las formas de hacer política. Me emociona porque realmente creí y confié en los familiares y me gusta ver que confíen en ellos mismos y que se la crean porque son los que cambian la historia y los que están haciendo es interpelar a la sociedad con un montón de cuestiones. Es muy difícil llegar con los discursos políticos a la cotidianidad de la gente, no porque la gente sea idiota sino porque realmente vivimos en una realidad violenta, un sistema capitalista que prácticamente nos mantiene preocupados en la sobrevivencia siempre y a muchos en vivir en condiciones indignas en los barrios”, definió Paris sobre el sentido de la actividad.

“Vengo acompañando hace muchos años a los familiares que están buscando justicia y verdad en nuestra región, buscando desaparecidos o buscando condenar a los crímenes estatales. También estoy atravesando un contexto particular que es parte de lo que tengo para aportar a la jornada. Acá apuntamos a trabajar los derechos de la niñez y la adolescencia bien focalizadas a las cuestiones barriales de las urbes, las villas acá en Buenos Aires. Nosotros, si bien estamos en la ciudad de Neuquén la realidad de gran parte de la provincia y de las provincias cercanas con las que también compartimos luchas está más arraigada la cuestión rural, al campo y particularmente de la zona, la identidad mapuche que es innegable de la mayor cantidad de la gente que habitamos ese territorio.

En este momento se puede visibilizar a partir de la desaparición forzada de Santiago Maldonado y de este gran capital acumulado de solidaridad en la lucha de familiares que vemos nosotros más allá de los intereses políticos, el haber logrado visibilizar con la importancia que llevaba esta desaparición, para nosotros conllevó lamentablemente la aparición sin vida. Pero venimos transitando desapariciones forzadas en las que cuando no sucede esto en la sociedad no se puede llegar por lo menos a la paz de estos grandes luchadores que son los familiares, la paz de poder encontrar a quien están buscando, al desaparecido.

En ese tránsito, yo, como mapuche, vengo solidarizándome en la región con las luchas del pueblo mapuche particularmente por el proceso de criminalización que se vienen dando desde el año 2009 con mucha fuerza en Gullumapu en Chile a partir de las grandes huelgas de los presos políticos que visibilizaron la situación de la aplicación de la ley antiterrorista en el vecino país. Esa ley, también acá, suprime todos los derechos que nosotros estamos reclamando hoy y proclamando que existen, que en realidad no existen. La realidad es una realidad muy diferente. Hoy el ordenamiento de nuestro país, permite que se supriman todos los derechos y que puedan avanzar en criminalizaciones como las que están haciendo sobre nosotros en este momento. En el marco de la lucha por la libertad del lonko Facundo Jones Huala y por la aparición con vida de Santiago Maldonado.

Fuimos allanados nosotros, nuestros familiares, nuestros lamien, nuestros compañeros, ocho allanamientos simultáneos en la provincia de Río Negro y Neuquén. Hoy nos están haciendo vivir una persecución que si bien no se ha clarificado nosotros entendemos que está enmarcada en Ley antiterrorista por el movimiento que se hizo de las herramientas estatales y los recursos para la persecución de un delito de daño como pudieron ser los intentos de quema de los pozos que nos adjudican, se están persiguiendo como si fueran un crimen de lesa humanidad.

Son más de cien los mapuches desaparecidos en los últimos años. Lo que pasa ahí es también importante porque estos datos nos sirven para reflexionar algunas cuestiones. Nosotros hablamos de una cifra parecida de las desapariciones en democracia cada vez que hablamos certeros desde Buenos Aires. Y de repente con Santiago Maldonado nos enteramos que habían más de cien mapuches desaparecidos en territorio. Esto nos tiene que llevar a reflexionar porque lamentablemente hay veces que nos regimos por los mismos registros que decimos que son mentirosos.

Los lamien nuestros, los niños se crían golpeados por la policía, corriendo las balas policiales… ¡No esperen discursos que no sean violentos de gente que está sufriendo violencia todos los días!

Es muy triste ver la demonizaciones de las que muchas organizaciones respetables se hicieron eco hablando de que la RAM es una organización de los servicios. No es verdad eso. La RAM es una organización de nuestros Lamien en territorio, que no tienen ninguna muerte cargada encima, que tiene muy claros sus parámetros. A mí no me corresponde explicarlos. Yo no puedo mentir y decir: la desconozco. Ellos se autoincriminan con su forma de proceder. Y dejando pruebas en la criminalización que nos están haciendo.

¿Qué les decimos a los padres que les matan a los testigos en las causas? ¿Que dejen de luchar? ¿Que dejen de pedir justicia? ¿Que están generando más violencia dentro de sus barrios? ¿Que están provocando a la policía? ¿Que están provocando la represión porque estamos haciendo lo que hacemos acá en frente de la villa? Son las reflexiones que venimos teniendo con mucho dolor porque vemos que en Buenos Aires se cocina todo lamentablemente y que muy pocas veces se aprecia la diferencia. Nuestros Lamien no tienen acceso a la justicia y creo que en una prisión ilegal como la que está sufriendo el lonko Facundo Jones Huala hace seis meses, cualquiera que sabe algo de cuestiones jurídicas sabe que es descabellado, imposible.

El único mensaje que podemos dar hoy en este encuentro grande e importante es empezar a entender, a respetarnos, como compañeros militantes los que estamos de este lado, empezar a poner un poco más claro los parámetros de quienes somos los luchadores y quiénes el campo popular y a partir de ahí empezar a mirar con respeto lo que hace el otro, porque no todos podemos estar en todos lados ni en todas las luchas. Si queremos cambiar este sistema, transformar esta realidad queremos un futuro diferente para nuestros hijos vamos a tener que valorar un poco mas lo que hace cada uno en su lugar”, concluyó Nadia.

Alberto Santillán: “Tengo el honor de ser el papá de Darío”

tapa-3625.jpg

“Nosotros venimos siempre, todos los años pero a veces parece que es una sola vez al año para los familiares pero no es solamente un solo día, también están los otros 364 días que hay que estar luchando y enfrentando el aparato. Esto no es fácil porque tenemos ahora más que nunca un aparato más que represivo, ya lo venimos viviendo en estos dos duros años y encima vienen por más todavía pero esto es estar en un lugar de resistencia, este es un fuego de resistencia y entonces es el lugar donde tenemos que estar. De esta forma apoyar a la familia de Luciano, de esta forma estar presente en un lugar que seguramente, no tengo la menor duda que estaría Darío y entonces es esto, si no nos apoyamos entre nosotros, si no nos damos cuenta que nuestro lugar de lucha es estando en las calles, estamos complicados. Siempre decimos que se vienen tiempos más duros, yo creo que esta vez se viene más duro que nunca y eso lo vemos cuando este gobierno sigue manteniendo a Patricia Bullrich, hemos visto ya lo que ha pasado con Santiago, lo que ha pasado con Nahuel, sin embargo este gobierno se mantiene con la impunidad que lo rodea y esto tiene que ver mucho con el rol de los medios, con los medios jugando totalmente a favor del gobierno y por eso esto no sale en los medios, los 26 de junio no salen en los medios, la cantidad de gente que está luchando tampoco sale, todas las manifestaciones tampoco salen porque evidentemente los grandes medios responden al dinero y el dinero lo tiene este gobierno que es un gobierno corrupto y asesino.

Sus hermanos, yo, sus amigos, preferiríamos tener a Darío, preferiría seguir con mi vida gris, yo laburaba todo el día, estaba totalmente alejado de lo que quería Darío más allá de que algunas veces yo lo acompañaba a las rondas de Plaza de Mayo, pero a veces nuestros hijos son tan grandes que nos dejan una enseñanza. Yo no lo tengo a Darío y lo extraño horrores pero tengo el honor de ser su papá, de ser el papá de Darío y también siempre uno dice, o más bien es una lógica de la vida, de que los hijos aprenden de los padres, yo hace 16 años que no lo tengo a Darío y sigo aprendiendo de él. Si la vida me diera otra oportunidad, de rever todo, yo no revería nada porque Darío fue libre y es muy difícil llegar a ser libre siendo un pibe tan joven, siendo un pibe tan respetado, siendo un pibe que no tenía nada pero lo daba todo. Es lógico, yo quisiera tener a mi hijo pero no fue en vano, ha dejado un camino, ha dejado una semilla de conciencia en muchísimos jóvenes porque si nosotros vemos lo que pasa acá o los 26 de junio o a todos los lugares que uno va, uno ve que no solamente Darío, cada caído deja una conciencia distinta. Por eso mismo hoy estamos con una juventud totalmente desinteresada de sí misma pero a su vez una juventud totalmente solidaria. Por eso mismo hay que recalcar que si bien uno quiere tener al ser amado al lado suyo, hay que agradecer el camino que ha dejado. Por eso para mí es un orgullo y no reniego de estar acá, sigo sorprendiéndome y me abro los ojos de una forma increíble. Cada lugar que voy, cuando veo tanta militancia, uno como padre siempre ve que está el hijo dando vuelta, cuando uno ve a esos jóvenes a los ojos es como que estuviese mirando a Darío. Eso es amor, porque Darío era amor, no era solamente lucha, y ese amor lo veo reflejado en tantos y tantos jóvenes. Algunos me dicen, vos sos el papá de todos y es demasiado grande porque yo no soy Darío, soy Alberto pero bueno, eso es lo que provoca Darío”, reflexionó.

“Uno a veces repite algunas cosas pero sin verdades porque Darío siempre dijo que él se consideraba parte de los caídos, de los desaparecidos y yo creo que mientras Darío se estaba desangrando en la estación, Darío estaba pariendo miles de hijos. Es eso lo que los hace hermoso, los hace grande y hace que uno no pueda correrse de la vereda donde está parado. En el medio lamentablemente sí tenemos que reconocer que hay algunos compañeros que les gusta el calor del Poder o que tienen su precio pero nosotros que realmente amamos a nuestros hijos y los que queremos realmente que esta Argentina cambie, sabemos en la vereda que hay que estar. Nosotros estamos en la vereda del sol aunque sabemos que es la vereda más dificil, de ahí no nos van a correr, ni de las veredas ni de las calles”, agregó Santillán.
Sobre la causa que investiga a los responsables materiales, explicó: “Nosotros el año pasado hemos avanzado con las testimoniales, logramos el desarchivo de la causa. Y en las testimoniales siempre pasa lo mismo, uno tiene que ser Juez y Fiscal porque después del desarchivo, ahora la Justicia nos dice que presentemos otra prueba y en verdad nosotros hemos presentado testimoniales y la más importante es la de Norita Cortiñas que cuando estaba en Avellaneda lo llama a Solá y Solá le dijo “˜no se preocupe Nora que se están matando entre ellos”™ y otra es la de Laborde en la cual directamente dijo del apriete de Juan José Álvarez y el jefe de Gendarmería entonces la Fiscal cuando pide algo tan puntual como eso y nosotros lo conseguimos. Entonces la Fiscal agarra por otro camino y nosotros seguimos insistiendo en la falta de voluntad de la política y en la falta de voluntad de la Justicia para llegar a donde se tiene que llegar, a donde ya todos sabemos, a la responsabilidad del Estado. El Estado en ese momento era Duhalde, Solá, Atanasoff y todos los que forman la patota de Duhalde. Igualmente, si bien uno siempre mira lo que falta también es importante rescatar lo que uno ha logrado: el desarchivo de la causa, la prisión perpetua a Fachiotti y a Acosta con todo lo que eso significó y dejó ver aunque ahora estén con un régimen semi abierto cuando deberían estar con la población carcelaria común. Hemos conseguido el cambio del nombre de la Estación que también es muy importante y bueno todo eso es en base a la lucha, como familiares solos, no hubiéramos podido hacer nada. Rescato la importancia del amor de la gente, del amor de la militancia y sobretodo esta búsqueda de Justicia”, concluyó Alberto Santillán.

tapa-3626.jpg

Marcos Bazán, causa armada

Por este caso se presentó Natalia, integrante del grupo de Familiares y amigos de Marcos Bazán que ya va a cumplir 6 meses de detención: “Se lo acusa de femicidio, del femicidio que se dio en Lomas, primero desaparición, de Anahí Benítez. La justicia no hizo nada para encontrar a Anahí, después necesitó reparar eso y cayó en Marcos que es un trabajador, un pibe que pensó que yéndose a vivir a la reserva iba a encontrar un poco de paz de tranquilidad. Anahí apareció a 300 metros de su casa, y desde el primer día Marcos se puso a derecho de la justicia, abrió las puertas de su casa, presento sus horarios de trabajo, él trabaja de noche. Hasta el día de hoy no hay pruebas que lo vinculen con el real violador de Anahí. Marcos estuvo primero detenido en la DDI de Wilde, donde los mismos agentes que llevan las cadenas de custodia, fueron los que lo apretaron, por eso tuvo que tener un resguardo. Fue víctima de apremios ilegales en el primer mes. De ahí, pasó al penal de Olmos y hoy por hoy está en la 9 de La Plata a la espera. Estos seis meses se hicieron largos, porque como pasa en estos casos los abogados que aparecen en un principio por ahí entre la desesperación de la familia y demás no apoyan, al contrario, abren las puertas para que se sigan sumando cosas que no son reales, o no llevan a una investigación clara y justa. Al dia de hoy Marcos sigue detenido, no hay elementos contra él a diferencia del otro detenido.

Como amigos y familiares, desde el primer día que a Marcos lo detuvieron pensamos que iba a salir porque sabíamos que era inocente, muchos estuvimos en su casa en la semana que a él lo acusan de haber secuestrado a Anahí. Sabemos que Anahí no estaba allí, que Anahí estaba en otro lugar que no era la casa de Marcos. Con esa semana que Marcos siguió detenido, que lo apretaron y demás, nos dimos cuenta de que la justicia nos hacen creer que existe, que está para todos y para todas pero no es así. Así que no nos quedo otra que unirnos conocernos con muchos amigos, Marcos es una persona que tiene un montón de amigos de muchos años, conocernos y salir a la calle, a limpiar su nombre y a luchar hasta la libertad de él”, explicó Natalia.

tapa-3627.jpg

Karina Almirón, una de los 122 despedidos del Hospital Posadas

Llamó a organizarse para luchar todos y todas juntos y convocó a una marcha al Ministerio de Salud el día martes reclamando la reincorporación de los trabajadores y las trabajadoras despedidas: “Quiero agradecer a la comisión de Familiares y Amigos de Luciano Arruga. Ellos vienen demostrando desde hace 9 años que la salida viene por el lado de organizarnos, de sumar a otros, ser solidario con el otro y seguir luchando todos juntos. Por eso es tan importante la pelea que ellos vienen dando desde hace muchos años. Es la manera de pelear. Nosotros tenemos 122 despedidos entre los que me encuentro yo. Hoy estuvimos con los compañeros del INTI donde llegaron 250 despidos. Así en muchos lugares del Estado. Estamos convocando a una movilización al Ministerio de Salud para el día martes. Allí vamos a marchar a Modernización, pero vamos a hacer un acto ahí. Estamos convocando a todos los despedidos, a todos los organismos estatales, a los organismos privados que están con despedidos también, a organizaciones de derechos humanos, sociales, políticas y barriales. Entendemos que la pelea es una sola. Esta pelea la tenemos que dar juntos. Compañeros, es muy grande el enemigo. Tenemos que enfrentarlo todos juntos. Dar la pelea en las calles y unidos. Están todos invitados. Muchas gracias”, manifestó.

tapa-3628.jpg

Oscar Delgado caminador incansable de territorios

Oscar Delgado es integrante del Centro de Acción Popular Olga Márquez de Aredez (CAPOMA), en Libertador Gral. San Martín, Jujuy. Por otra parte, forma parte de la Red Nacional de Medios Alternativos (RNMA) desde hace muchos años. Además, es un caminador incansable de territorios de pueblos originarios y campesinos en el norte del país, corresponsal popular de infinidad de resistencias que esos pueblos organizan para evitar el despojo al que son sometidos. Fue detenido junto a otras 28 personas, trabajadores del Ingenio La Esperanza y familiares, el 20 de diciembre en un corte de ruta mientras reclamaban salarios caídos y la reincorporación de más de 300 trabajadores. Detenido en la comisaría de San Pedro de Jujuy, luego fue trasladado a la cárcel de Alto Comedero, donde permaneció hasta el 29 de diciembre.

Presente en la actividad a 9 años sin Luciano, pasó por la radio abierta. Comenzó por manifestar su felicidad de respirar aire libre y luego se refirió a lo que vivió en esos 9 días de detención “Sobre todo el primer día de la detención con todos los compañeros de La Esperanza, la situación fue muy densa. En ese momento sufrimos golpizas en las que varios quedamos malheridos. Yo no quedé tan malherido en comparación con otras personas, gente grande de 55 o 60 años, que a todos los que nos golpearon era cuando ya estábamos esposados, tirados en el suelo. Y con esta gente grande que terminó muy malherida, ni contemplaciones. A la noche también, con el traslado al mejor estilo dictadura que hicieron en la madrugada por el monte, por el campo, cargados como animales y sin avisarles ni a los parientes ni por supuesto, a los compañeros de nuestra agrupación que por horas no sabían donde estábamos. Que pase eso ahora, en una democracia, que se dice democracia, es inconcebible y no le tiene que pasar a ninguna otra persona. Y por lo tanto apoyarnos, acompañarnos en todas estas luchas que estamos haciendo en el norte del país y en todo el país. Lo que está pasando en la Patagonia, esa militarización terrible que están haciendo, todo eso tenemos que denunciar. Lo que está pasando acá con todos los despedidos del Hospital Posadas, del INTI y que por toda respuesta el gobierno manda gendarmería o policía, equipados que parecen de la Guerra de las Galaxias”.

Posteriormente Delgado explicó que “el ingenio La Esperanza hace 20 años que está en un proceso al borde de la quiebra”. El ingenio es de gestión estatal y el gobierno encabezado por Gerardo Morales pretende privatizarlo. Los posibles compradores, el colombiano Grupo Omega, pondrían como condición absorber a seiscientos de los casi mil trabajadores que hoy cumplen tareas. “Hay un convenio con los trabajadores. El Estado se encarga de la parte administrativa y los trabajadores de la parte productiva de siembre, de cosecha y procesamiento de la azúcar. Durante los distintos gobiernos siempre la parte administrativa terminó mal manejando todo, cuando no sólo se cubrían las cuotas de producción sino que muchas veces se las superaba. (“¦) Y las promesas de este gobierno que hace dos años que ya está, era que lo iban a levantar al ingenio, iban a solucionar todo lo que está mal. Les prometieron el oro y el moro. Los mismos de trabajadores, varios de los que estuvimos presos, hablábamos y te decían, sí, yo lo voté porque venía y comía guiso con nosotros, Morales, de Gerardo Morales estamos hablando, que el iba a solucionar todo. Y fue todo lo contrario. Ni bien llegados al gobierno, les habían empezado a prometer que los que quisieran se podían acoger al retiro y los que quisieran seguir trabajando les iban a dar empleo en el Estado, fuera del ingenio. Sacaron un plan de cien trabajos, cosa que hasta el momento sólo se cumplieron diez, donde no llegan a cobrar ni la tercera parte de lo que cobran actualmente en el ingenio. Eso, más los casi dos meses que llevaban sin pagarles el sueldo cuando ya habían terminado la zafra, la decisión de despedir a trescientos cuarenta trabajadores, sin consulta y la venta del ingenio por menos de la mitad del valor solamente de las tierras, generó el descontento, la indignación de la gente. Y la incertidumbre, que es lo más grave. No se sabe que futuro van a tener y los que menos han trabajado tienen veinte años de trabajo y los más grandes treinta y cinco o cuarenta años de trabajo”.

Veintinueve detenidos, de los cuales cuatro eran mujeres, familiares de los trabajadores. Los veinticinco hombres fueron trasladados al penal de Alto comedero en las condiciones que relató Delgado. El 24 de diciembre, un par de horas antes de la medianoche fueron liberados 21 trabajadores que se reencontraron con sus familiares, todos presentes en la puerta de la comisaría. Los otros cuatro, entre los que estaba Oscar, permanecieron hasta el 29 de diciembre. Para todos continúa el proceso judicial con causas abiertas por motivos tales como daño agravado, atentado, resistencia a la autoridad, daños graves, daños leves. “Es la criminalización y persecución de la protesta social y en mi caso, además, como comunicador de la Red Nacional de Medios Alternativos y como miembro de una organización de derechos humanos, en la cual tenemos otros dos compañeros también imputados por otro corte de ruta, en Ledesma, el 28 de setiembre”, se refería así Oscar a las imputaciones de Martina Montoya y Julio Gutiérrez, integrantes también de CAPOMA.
Antes de dejar el espacio de radio de la actividad por verdad y justicia para Luciano Arruga, Oscar Delgado enfatizó la denuncia del asesinato de Nahuel Salvatierra en la ciudad de Salta. “El 4 de enero, en el barrio La Solidaridad de Salta hubo un asesinato de un chico, un joven de uno de los barrios más humildes de la ciudad, Nahuel Salvatierra de 17 años. Fue asesinado por dos policías de civil fuera de su horario de servicio. Se suma una conducta permanente de hostigar a los jóvenes de barrios humildes. Son jóvenes en riesgo, son jóvenes en peligro, como bien dijeron aquí hace un rato. No conformes con eso, a los dos días amigos y parientes hicieron una gruta en su homenaje y el 7 de enero, cuando todos estaban reunidos haciéndole un homenaje a Nahuel, entraron cuatro carros de infantería, siete patrulleros policiales, cortaron la luz, al mejor estilo dictadura militar y empezaron a reprimir a los balazos de goma, les mataron un perro que era de una de las familias de la cuadra y apuntando a la gente con sus armas decían “ya nos llevamos uno y nos vamos a llevar otros más”. Eso no amedrentó a la gente del barrio que al día siguiente, con compañeros de distintas organizaciones, gente de la Red de Derechos Humanos Salta, estudiantes, organizaciones de desocupados se armó una marcha que realmente para Salta es masiva, cuatro cuadras de gente, repudiando esto que el gobierno de Salta está apaniando”.

El fiscal que interviene en la causa es Rodrigo González Miralpeix. Ha imputado a un cabo de la policía provincial de apellido Cardozo, por homicidio calificado por alevosía y por ser cometido por un funcionario policial y al sargento Aguilera Alanís como coautor.

tapa-3629.jpg

Vanesa Orieta, entrevista de cierre

 Fernando Tebele: Bueno, una nueva jornada, otra vez bocha de gente, otra vez muchos familiares de distintos puntos del país, ya no es una casualidad de un año, ¿no?

 Vanesa Orieta: “No, no es una casualidad de una año porque nosotros apostamos a seguir construyendo con los familiares, porque entendemos que en la medida que podamos tener esos espacios de encuentro, de escucha; poco a poco vamos a ir entendiendo que significa hablar de represión por parte de los diferentes gobiernos constitucionales. Nosotros entendemos que, tenemos que ir escuchando otros familiares para ir entendiendo y comprendiendo que hay mucha similitud entre los casos. Y la verdad que, es esa una decisión sincera, construir con ellos, construir desde el fondo del pozo, desde la tristeza más absoluta por la pérdida de un familiar querido. Esto se va repitiendo de año a año, hoy la verdad que fue impresionante escuchar tantas historias, tantas familias que se han acercado. Cada uno con procesos diferentes, pero venimos notando que hay familiares que se van fortaleciendo cada vez más, y que nos están enseñando mucho a nosotros como familiares de Luciano. Y nos vamos retroalimentando, y vamos entendiendo que significa denunciar a los distintos gobiernos constitucionales. Yo, hoy también estoy recordando a mi hermano, recordando a muchos otros casos. Para nosotros es sumamente doloroso darnos cuenta de que ya pasaron 9 años, de que Luciano tendría 25 años hoy. Pero hemos encontrado en estos espacios, a través de la organización y la lucha, una forma de canalizar ese dolor y de poder transformarlo. Y sin dudas es eso, lo que nos ha salvado la vida en este largo proceso.

 FT: Vos hablaste de los diferentes procesos que viven los familiares, hoy fue eso otra vez muy notorio con la presencia del papá y el primo de Rafa Nahuel que no están todavía en la instancia de hablar, de levantar su voz, sino que están en la instancia de venir, un poco con curiosidad me imagino no, a ver qué pasa cuando se junta con otros familiares, el mismo caso del hermano de Santiago, de Sergio no, que también vino así. Y después están ustedes, que son los que tienen más años con la historia, y más espalda, eso es notorio también para ustedes me imagino”¦

 VO: Sí, la verdad que lo que sigo laburando de este grupo humano, que es Familiares y Amigos, es la solidaridad absoluta. Acá no hay mezquindades, acá nosotros hacemos un gran esfuerzo para que todos los familiares sean escuchados. Acá nosotros invertimos nuestro tiempo para poder escribir en nuestro mensaje, una historia que habla de todos los pibes y las pibas que fueron asesinados por la represión a través del paso de la democracia y por los diferentes gobiernos constitucionales. Acá, hay puras caras de pibes en plotters, en afiches, en banderas, y sí, nosotros somos respetuosos de los procesos de los familiares. Y también, lo que hemos aprendido a través de escuchar a los familiares, es que estas actividades a ellos los fortalece mucho. Cada uno de los familiares que se va de estas actividades, vuelve con otra energía a cada uno de sus territorios. Y con ganas de seguir activando, de seguir dándole para adelante para avanzar en los procesos de verdad y de justicia. Eso me parece que está bueno que ocurra. Y seguramente, con el transcurso del tiempo y de continuar en esta organización y lucha, ellos también van a hacerse de esa “palabra” necesaria, no nos tienen que robar la “palabra”. Los familiares tenemos que estar seguros de que nuestra “palabra” vale, nuestra “palabra” sirve para seguir construyendo un mensaje.

 Giselle Ribaloff: No solo esta fortaleza, sino que empezaron a acompañar. Nos pasó de escuchar un montón de testimonios que empezaron a acompañar otras causas también, y volverse, no te digo referentes, sino una persona de la que sabés que podés contactarte para que sepas con quien te tenés que ubicar, desde donde organizar esa lucha, con quien contactarte también para abrazar. Hoy en la asamblea de familiares se escuchó mucho eso. De la necesidad de los abrazos, de encontrar a esas personas cuando nombraban mucho a Nadia (París), sabiendo que con Nadia encontraban un abrazo y esa compañía y esa referencia de lucha para también volverse fuerte.

 VO: Y sí, es que en esas primeras instancias, cuando uno empieza a denunciar estos hechos, la realidad es que los familiares que quedamos acá con vida, luchando, denunciando, sufrimos una tortura sistemática. A ver, estar buscando a un desaparecido es algo sumamente traumático. Uno se levanta y acuesta pensando cómo está ese familiar, donde está ese familiar.

Mientras Vanesa dialogaba con nosotros, en paralelo seguían las actividades. Vanesa hablaba pero en un momento se fue de la charla. Sonaba de fondo, como parte del Cortometraje de Nahuel Tosto sobre Luciano, el audio de Mónica Alegre durante el juicio por torturas contra Luciano. Vanesa escuchaba esa voz rota de angustia, pero firme en la convicción, y no pudo seguir. Lo intentó y no pudo. De manera involuntaria, dio a la cobertura especial de los medios comunitarios, alternativos y populares, un cierre en el que se mezclaron el agotamiento por la jornada y su preparación, la satisfacción por la tarea realizada, y un dolor que muchas veces no se deja ver a modo de llanto, y que también a nosotros y nosotras, con la emoción en la garganta y ahora en las teclas, nos atraviesa el cuerpo, sostenido solo por el hacer junto a otros y otras.

Cuando la voz le volvió plena, Vanesa Orieta agradeció la tarea de nuestros medios, que acompañan a la familia desde el primer instante: “Nosotros primero hicimos el recorrido que conocíamos, el de los medios comerciales, y ya saben lo que pasó”¦ Ustedes estuvieron siempre. Los valoramos y los queremos mucho”.
Apagamos las luces, juntamos los cables, y nos fuimos con la convicción de que iba a ser imposible contar todo lo que habíamos visto y escuchado. Ahora lo certificamos: esta nota gigante, que esperamos lleguen a leer hasta el final, refleja solo una parte de lo que ocurrió el sábado. Todas esas ausencias que amargan la vida de las familias que allí estuvieron, se hicieron presentes, aunque sea por un día, en cada voz que se oyó en la Plaza Luciano Arruga.

tapa-3670.jpg

Resumen sonoro de la jornada

Recortes de toda la jornada

* Cobertura colectiva en base a la transmisión especial realizada por Radio Zona Libre, Radio Presente, Radio Sur, Espantarrejas (FM Riachuelo), La Colectiva, Dtl!, La Tribu, Antena Negra, FM En Tránsito y La Retaguardia.


Más entrevistas:

Entrevista a Fabiana Aguirre, madre de Diego Vázquez, encarcelado desde el 12/11/15 por una causa armada por la policía:

Intervención de Celeste Lepratti, hermana de Claudio “Pocho” Lepratti (militante asesinado por la policia en Rosario el 19 de Diciembre de 2001):



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba