13/04/2007

“El arte sólo es una de las manifestaciones dentro de la lucha por generar otra cultura”

Gomera1.jpg ANRed charló con Pablo, integrante de la Casa Cultural La Gomera. La entrevista recorrió el origen, pasado y presente de este centro cultural comunitario que día a día ofrece a los vecinos de Barracas diferentes propuestas culturales como así también talleres y soluciones concretas a las problemáticas laborales de la zona a través de cooperativas de trabajo. Fotos: ANRed


El lugar viene de culminar una muestra de cine cubano inédito en el país, que ofreció de manera gratuita (sólo con una colaboración voluntaria) a la gente del barrio de Barracas parte de ese cine al que no se puede acceder en las salas del circuito comercial porteño. Y en estos días se apresta a exhibir una selección de películas del reciente “Buenos Aires Festival Internacional de Cine” (BAFICI), pero con acceso no restringido ni sujeto al pago de una entrada.

Y estás son sólo algunas propuestas, dentro del marco más amplio de proyectos y trabajos comunitarios que ofrece este centro cultural barrial, de los cuales nos habló Pablo, integrante del espacio cultural, en una entrevista con ANRed.

Los Orígenes”¦

La Gomera surge en 2003. Pero la historia del espacio comunitario se remonta en realidad a la preexistencia de un anterior espacio de resistencia cultural: el Centro Cultural Tierra del Sur. “Era una ocupación en una dependencia de la fábrica Alpargatas y que duró muchos años. Fue una experiencia muy intensa, – relata Pablo – más por los años en los que se desarrolló (del 1998 al 2001), con todo el caldo de cultivo de lo que pasaba en ese momento.”

Gomera5.jpg

La experiencia-germén que luego daría lugar al surgimiento de La Gomera tuvo su origen a mediados del 98′, en La Boca y Barracas, con cosas en general relacionadas con el arte y otro tipo de problemáticas, y en un lugar en el que, para ocuparlo, sus integrantes se veían en la necesidad de pagar alquiler, con todo lo que ello implicaba a nivel económico en un contexto signado por la recesión y la desocupación ascendente.

 ANRed: ¿Y cómo siguieron a partir de ahí?

 Pablo: Después del 2001, a partir de todo un proceso grupal que hubo, vimos la necesidad de ocupar un espacio porque ya no se podía pagar. Surge la problemática del trabajo, en donde a partir de ahí, se empieza a laburar con talleres de oficio e incipientes cooperativas como otra forma de solucionar este problema. Estuvimos ahí hasta que nos desalojaron. Y luego de andar un tiempo “boyando”, decidimos ocupar esta casa en la que funcionamos actualmente.

Gomera6.jpg

 A: ¿En qué condiciones estaba el lugar que ocuparon en ese momento?

 P: Era una casa abandonada hace 10 años. Es una casa que está en sucesión y varios herederos. Pero nos hemos comunicado con ellos, les explicamos qué es lo que hacemos acá y como no hay una intención (al menos, inmediata) de parte de ellos de confrontar porque el tema iría para largo, es como que la situación quedó en un impass. En cuanto al tema legal, relacionado con el desalojo, hay tranquilidad. En su momento tuvimos una orden de desalojo, fue al año de la ocupación y se hizo una movilización acá en la puerta, con la cual logramos que el mismo no se produjera.

Y en cuanto al tema del cierre de los lugares y las clausuras por parte del gobierno de la ciudad, tampoco tuvimos mayor problema. Sí tuvimos una visita, una intimidación para no realizar espectáculos musicales, pero por suerte no pasó más que de eso. Y ya van tres años y medio de historia.

Gomera4.jpg

Cine Comunitario: cine para todos

La Casa la Gomera viene ofreciendo todas las semanas (jueves, viernes y sábados, con una o dos funciones diarias) la exhibición de películas independientes o que aportan una nueva mirada alternativa a las que circulan comercialmente. “El cine funciona hace tres años. Pero llevó bastante armar el espacio. – reconoce Pablo – Y partir del año pasado logramos que pueda darse más constantemente. Al principio fue más incipiente, con un solo día de función. Uno de los objetivos – explica – es pasar cine latinoamericano”.

 ANRed: ¿Y qué recepción hay de parte de la gente, de los vecinos?

 Pablo: Por un lado, como lo más positivo, vemos que se acercó mucha gente joven del barrio para ver en qué consistía la propuesta, y los que se engancharon son los que ahora están organizando ciclos de cine documental, videos musicales y varias muestras. Es gente que se ha acercado y, de alguna manera, se apropió del proyecto.

Por otro lado, en cuánto al aumento del público, es como que vamos probando constantemente ver qué pasar, qué interesa. Generalmente, pasamos las cosas que nos interesa pasar y ver a nosotros. Pero una premisa básica que utilizamos es que no pasamos películas comerciales norteamericanas, aún pensando que capaz a algún sector le interesaría ver también esas películas.

 ANRed: ¿Qué es lo que buscan con este proyecto?

Gomera8.jpgPablo: el hecho es que no se va al cine, no se puede pagar una entrada porque no hay plata para una entrada, y se trata de que en ese cine barrial se generen distintas actividades. Pero, en realidad, todo tiene que ver con lo que el espacio es. Con ciertas características que posee. Es un espacio comunitario en el que priorizamos mucho el hecho de poder venir, comunicarse, encontrarse, aparte de la película. No es sólo una cuestión de venir, ver la película y te vas. Tratamos de que eso no suceda. Queremos que a raíz de la proyección se generen otros vínculos, tratar de que vuelva a haber una relación mas fluida entre la gente, que no sea todo tan individualista, tan en uno mismo, como a veces sucede en la vorágine de todos los días.

Gomera3.jpg

Cuando la cultura es un proyecto más amplio

Pero la casa cultural posee en su seno diferentes proyectos: una editorial, una radio comunitaria, una biblioteca y una panadería que funciona en otra casa ocupada del barrio, que se llama “La Grieta”, que es una cooperativa comunitaria de venta de pan y pizzas.

La biblioteca es la mezcla de la biblioteca que ya existía en Tierra del Sur y la de la Asamblea Lezama Sur, que funcionaba también en un lugar ocupado que luego fue desalojado en esa época.

Gomera9.jpg

 ANRed: ¿En qué consisten estas actividades y proyectos?

 P: Estamos trabajando con una editorial de libros, que se llama Tierra del Sur, y es una cooperativa de trabajo, donde laburamos varios e intentamos vivir de eso. Ya viene de varios años y editamos unos 20 títulos desde su creación. Nosotros lo que hacemos es vender los libros de manera relativamente baratos, y los distribuimos en lugares no comerciales o tradicionales. Estamos también en las asambleas barriales, en centros culturales, y con gente de los distintos barrios que tengan un lugar o hagan algo parecido a nuestra propuesta.

Luego, tenemos un proyecto de radio comunitaria que hace varios años está intentando establecerse, pero que es muy difícil, ya que no tenemos los conocimientos técnicos necesarios. Sin embargo, la radio ya transmitió en La Boca, y acá en Barracas también. Ahora conseguimos una torre para poder conectar la antena más arriba y este año, queda pendiente el debate y la charla entre todos para ver si podemos emprender este proyecto. Lo cierto es que ya está todo listo como para transmitir.

Gomera12.jpg

 ANRed: ¿Cuáles son los problemas concretos con los que tienen que lidiar cotidianamente?

 P: Por un lado, las necesidades más concretas, como la alimentación, el trabajo o la vivienda, que son problemáticas que posee el barrio, como todos los barrios, y que hacen que haya mucha gente que está abocada a las mismas. Entonces, capaz que ve como algo más lejano el hecho de venir a ver una película, hacer un programa de radio u otra cosa. No es que no les interesen, sino que son cosas que están en otro plano.

Después, están los prejuicios, ya que al ser una casa ocupada, el espacio es un lugar recuperado, y todavía en algunas personas queda la idea de que es un lugar ocupado ilegalmente, en vez de ver más qué es lo que proponemos.

Gomera16.jpg

Finalmente, en general, está el tema de la participación, que afecta todas las organizaciones, grupos, colectivos y movimientos. Este es un tema complicado. Lleva muchos años romper la costumbre de mirar de costado. El tema del “qué bueno lo que hacen”, pero que queda en un apoyo pasivo, sucede muchas veces. Nosotros no tenemos, igualmente, en general, mucha gente en contra y mucha participación barrial.

Gomera7.jpg

ANRed: ¿Qué es la cultura para ustedes?

P: Lo cultural nosotros lo tomamos como todo lo que el ser humano es, que está inmerso en una situación cultural. Las relaciones, la forma en que vive, la forma en que se manifiesta, está relacionado con su cultura. Y de alguna manera a la lucha más cultural se la menosprecia, en el sentido de que se la relaciona mucho más con lo artístico. Y sí, es lo artístico, pero también es lo social, lo político. El arte sólo es una de las manifestaciones dentro de la lucha por generar otra cultura, o por la recuperación de otras culturas. Nosotros decimos que hay una cultura impuesta que viene del sistema, que no es la cultura de uno. No sé cuál es realmente mi cultura, pero sí sé que me puedo sentir identificado con la cultura que no es impuesta por el sistema.


 Contacto: La Gomera – Quinquela Martin 1799, Barracas

4301-3028 – casalagomera@yahoo.com.ar


Fernando Ruffa



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba