06/10/2015

Del desafío a la práctica cotidiana

tapa-2496.jpgAyer por la tarde se realizó una charla-debate en la Sala Presidencia del Pasaje Dardo Rocha organizada por el Colectivo de Trabajadoras y Trabajadores de Prensa, donde diferentes profesionales de la comunicación expusieron y debatieron con los asistentes acerca del tratamiento de las noticias abarcando una perspectiva de género, tanto en la producción de noticias como en las relaciones laborales que se generan dentro del medio. Por ANRed


Con una sala colmada de periodistas, tanto de generaciones nuevas como de las ya recibidas y que se encuentran ejerciendo la profesión, comenzó el debate acerca de cómo construir un periodismo con perspectiva de género.

En el panel expositor participaron varios profesionales destacados, como Gabriela Barcaglioni, quien trabaja en Radio Provincia y es integrante Red PAR (Periodistas de Argentina por una Comunicación no Sexista), Romina Ruffato, periodista de Radio Nacional, donde también participó en la producción periodística del libro “Primer Encuentro Nacional de Mujeres”, Carlos Rodríguez, periodista de Página 12 y docente universitario, y Maximiliano Montenegro, periodista de Diario Popular e integrante de la Red Internacional de Periodistas con Visión de Género en Argentina (RIPVGA). 
En los inicios del debate y en el marco de que ya transcurrieron cuatro meses del “Ni una Menos” se plantearon varias aristas para discutir, como por ejemplo la construcción de la noticia desde una perspectiva de género. Gabriela Barcaglioni comentó cómo el tema de género “necesariamente debe ser un lente a través del cual nosotros podamos mirar la realidad y describirla desde esa perspectiva”.
1-1879.jpg
También cuestionó el tratamiento de las noticias desde los grandes medios e insistió en erradicar desde ese sector la violencia sexista contra las mujeres.
En vinculación con esto último Barcaglioni puso en la mira las relaciones de poder que se dan dentro de un medio de comunicación, y como por el solo hecho de ser mujeres, éstas quedan relegadas y discriminadas, no solo en la producción de información, sino también en la toma de decisiones.

Entre los diferentes relatos que fueron expuestos durante el encuentro, se remarcaron algunos accionares que los periodistas, incluyendo tanto a mujeres como hombres, tienden a reproducir la información sin cuestionar ni chequearla. Un ejemplo claro de esto es que se debe desterrar el término de “crimen pasional” para hacer referencia al asesinato de mujeres víctimas de violencia de género. Otro aspecto a corregir es la búsqueda de motivos o justificaciones (celos, discusiones, infidelidad) por la cual la víctima fue violentada, ya que así se desvía el tema principal y más importante: la violencia.
4-893.jpg
Carlos Rodríguez, periodista de Página 12, quien también escribió durante más de una década en el Diario de Las Madres de Plaza de Mayo, describió varias situaciones en donde en dicho periódico, que si se quiere posee una línea más progresista con la cuestión de género, es difícil plantear la desigualdad y la discriminación que sufre la mujer por el solo hecho de serlo. A su vez también comentó que en un anterior trabajo “a una joven le cambiaban toda la nota, que era fantástica, por una porquería informativa sin preguntarle absolutamente nada”, y “¿saben por qué sucedía eso? preguntó Rodríguez, porque era mujer se contestó.
Romina Ruffato, periodista de Radio Nacional, quien participó en la producción del libro “Primer Encuentro Nacional de Mujeres” junto a Luciana Peker, hizo una introducción acerca del tratamiento periodístico de la trata y la explotación sexual y brindó algunos puntos más que importantes a la hora de realizar una cobertura acerca del tema. Un ejemplo claro de esto fue cuando se remitió a la idea de “consentimiento de la víctima”, lo cual es una falacia sea cual sea la edad de la víctima.
3-1096.jpg
En el mismo sentido agregó que “nuestro relato debe ayudar a entender las causas y a identificar a las víctimas como tales” y que el periodista “nunca debe emitir un juicio de valor sobre la situación, evitando la revicitimización, la culpabilización y de esa manera no brindar detalle alguno acerca de los detalles de los sometimientos que padecieron las víctimas (se trajo a colación el caso Melina Romero).
Maximiliano Montenegro, periodista de Diario Popular, también hizo varias intervenciones cuestionando el rol del hombre dentro de un medio de comunicación y las complejidades que le surgen dentro del ambiente laboral por su postura no sexista en el tratamiento de las noticias. Vale destacar que Montenegro fue felicitado por todo el auditorio ya que ganó el premio Lola Mora 2015 por su permanente labor en favor de “una imagen positiva de las mujeres, rompiendo con los estereotipos de género y promoviendo la igualdad de oportunidades y de trato”.



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba