31/05/2015

Nueva toma en la Escuela de Bellas Artes Rogelio Yrurtia

unnamed_18_.jpg

En la emisión del jueves 28 de mayo de Enredando las mañanas dialogamos con Milena Gorrasi, estudiante de tercer año de la escuela artística del barrio porteño de Villa Luro, quien explicó que la protesta, iniciada el día anterior, se debe a la falta de respuesta ante el reclamo de un nuevo edificio y en rechazo a las modificaciones en los planes de estudio que genera la ley NES (Nueva Escuela Secundaria) en manos de la gestión macrista en la Ciudad de Buenos Aires. Por RNMA


“Tuvimos una asamblea en el turno tarde, donde nos reunimos todos los estudiantes del colegio y donde estuvimos debatiendo un rato largo por todos los problemas que venimos teniendo a causa de lo que sería Nueva Escuela Secundaria, que viene impulsada desde hace algunos años, y además todos los problemas que eso trajo con la gestión macrista”, expresó Milena Gorrasi en diálogo con Enredando las mañanas.

“La NES en realidad viene de una ley de los “™90 donde dice que en toda la Argentina tiene que haber el mismo nivel educativo, pero cuando la gestión macrista tuvo que llevar a cabo esa ley en la capital, lo hizo de una forma errónea ya que redujo 150 orientaciones que había a menos de 20”, agregó la estudiante.

Estas medidas repercutieron especialmente en las escuelas técnicas y en las artísticas, como el Rogelio Yrurtia: “por el tema de los horarios, corren mucho riesgo los artísticos, nuestra parte de la carrera, porque o se pisan los horarios o no hay lugar en los edificios por el tema de que se acumulan los chicos, no entramos y los edificios se caen a pedazos, es una cosa que lleva a la otra”, señaló Gorrasi.

En el caso del colegio Yrurtia, el reclamo también se extiende a las condiciones edilicias. “Se pide el edificio desde hace 40 años, y hace 10 que nos prometieron un predio, en el que empezaron a demoler el año pasado pero en lo que va de esa construcción ya es la tercera empresa que renuncia porque el presupuesto es bajo, entonces estamos con el edificio parado. El edificio actual donde estamos se cae a pedazos, no hay lugar, no es un edificio apto para lo que nosotros realizamos”, expresó Gorrasi en relación a la ubicación actual de la escuela en la Avenida Alberdi al 4700 en el barrio de Villa Luro.

“En verano hace 30 grados y el ventilador no funciona, estamos en una clase de pintura, somos 10 chicos y no entramos en un aula, no hay calefacción, hay problemas de gas”, enumeró la estudiante. Cabe recordar que en junio de 2012, 17 estudiantes y una docente sufrieron intoxicaciones de distinto grado por inhalación de monóxido de carbono, como consecuencia de un escape de gas dentro del colegio.

Durante la primera noche de toma, alrededor de 60 chicos se quedaron a dormir en el colegio. En cuanto a las distintas reacciones de la comunidad educativa del Yrurtia, Gorrasi especificó: “las autoridades no están para nada de acuerdo, cerraron un par de aulas para que no se usen para dormir. Algunos padres se acercan, preguntan y apoyan, otros dicen “˜no, a mí hijo no lo meto ahí ni loco”™; los profesores lo mismo que los padres, algunos están de acuerdo, otros no. En tomas pasadas pasó que vinieron algunos profesores, trajeron cosas para merendar, vienen con buena onda, pero hay otros con los que está todo mal”.

Respecto las críticas que puedan recibir por la medida de fuerza, Milena fue clara: “nosotros nos preocupamos más de lo que pasa realmente que de lo que tal vez se puede llegar a hablar, nosotros sabemos muy bien qué se puede hacer en la toma y qué no, y tenemos muy en claro que acá no se viene a joder y estamos llevando a cabo una medida de fuerza con un fin, venimos para obtener eso que pedimos, no para joder”.

Además, la estudiante manifestó que en otras escuelas artísticas los alumnos están debatiendo tomar medidas similares: “es por lo mismo, los edificios y porque corre mucho peligro la carrera artística, no somos nosotros solos”, aseguró.



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba