18/04/2015

Las amarguras no son amargas, cuando las canta Chavela Vargas”¦

chavela.jpg

Por el boulevard de los sueños rotos de Sabina podemos caminar un poco por la vida de Chavela Vargas. A 96 años de su nacimiento nos proponemos seguir recordándola. Por Antonelli Anabela de la redacción de El Caminante


La música sin fronteras pero con un final común: rebeldía y amor. Era una de las frases más repetidas por Chavela Vargas. Nacida el 17 de abril de 1919, en San Joaquín de Flores, Costa Rica, aunque mexicana por elección. Su amor por la música se manifestaba desde pequeña, con una infancia difícil. Rodeada de abandonos familiares y problemas de salud, viaja a México en su adolescencia, donde transcurrió la mayor parte de su vida cantando por las calles y adoptó a ese país como el suyo.

Tardó mucho en hacerse conocer. Recién en 1960, a los 41 años decidió dedicarse profesionalmente a la música. Irrumpió en el mundo musical con el estilo ranchero, cantando en bares y tabernas de Acapulco con una pistola en la cintura y un tequila en la mano. De esta manera Chavela Vargas se plantó al mundo como aquella mujer valiente de poncho rojo, que se atrevió a desafiar a la cultura mexicana machista. De una manera virtuosa supo cantar sobre el amor, el sufrimiento y las tristezas que sufren las mujeres.

Con una carrera ya consolidada, y más de un enemigo, hacia los años 70 se retiró de la música por sus problemas con el alcohol, enfermedad de la cual le costó varios años salir. Sin embargo regresó hacia los “˜90, más esplendida que nunca, dispuesta hablar de todo y mostrarle al mundo que hay Chavela para rato. Sin nada que escatimar y muy pocos pelos en la lengua a la hora de hablar, Chavela Vargas en 2002 publicó su libro autobiográfico, allí hace pública su elección sexual y expresa: “Lo que duele no es ser homosexual, sino que lo echen en cara como si fuera la peste. Hace falta tener mucha ponzoña en el alma para lanzar cuchillos sobre una persona, sólo porque sea de tal o cual modo”

La amiga de Frida Kahlo, Diego Rivera y José Alfredo Jiménez, de quienes aprendió e influyo con su música, al igual que a varias generaciones del mundo con sus más de 80 discos grabados, incursionó en temas como el machismo, la opresión y las múltiples formas de mirar el mundo. En abril de 2012 a los 93 años lanzó “La Luna Grande” su último disco dedicado a Federico García Lorca. Chavela no dejaba de sorprender al mundo.

Nadie se muere de amor, ni por falta ni por sobra
En Julio de 2012, con 93 años viajó a España, el cual según ella era “el último viaje”. Aunque muchos se preguntaban si estaba preparada para hacerlo, ella decidió ir para despedirse. Luego de este viaje extenuante volvió a México, donde falleció el 5 de agosto de ese año de un paro cardiorrespiratorio.

Tal como ella pedía la recordamos hoy a 96 años de su nacimiento: “como una vieja loca que se tomó 40 botellas de tequila”.

El Caminante Revista



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba