08/03/2006

“Los chicos de Cromañón: Presentes, ahora y siempre”

olmo.jpg
Una vez definida la destitución del suspendido Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Aníbal Ibarra, familiares, amigos y sobrevivientes de la Masacre de Cromañón, junto a organizaciones sociales, estudiantiles y políticas, marcharon hasta el santuario de Once, a metros del boliche incendiado. Diego, uno de los sobrevivientes, consideró: “Nuestra lucha le torció, un poquito, el brazo al sistema”.


Durante la jornada de ayer, martes 7 de marzo, los integrantes de la Sala Juzgadora decidieron sobre la destitución (o no) del suspendido jefe de Gobierno, Aníbal Ibarra. Para esta resolución emitieron su voto en forma nominal y argumentada.

Los votos de los legisladores Beatriz Baltroc (Autonomía Popular), Sebastián Gramajo (Frente para la Victoria), Norberto Laporta (Partido Socialista) y Marcela Moresi (Frente Grande) pretendieron la continuidad de Ibarra en su cargo. Mientras que Daniel Amoroso y Silvia Majalani (Juntos por Bs. As), Hector Bidonde (Bloque del Sur), Roberto Destefano (Compromiso para el Cambio), Marcelo Meis (Recrear), Rebot Helio (Frente para la Victoria), Maria Florencia Polimeni (Guardapolvos Blancos), Gerardo Romagnoli (Autodeterminación y Libertad), Guillermo Smith y Facundo Di Filippo (ARI) votaron a favor de la remoción. Una vez reunidos los diez votos pocos fueron testigos de la abstención del legislador oficialista Elbio Vitali.

Detrás de la vallas, familiares y sobrevivientes celebraron la decisión y no contenían ni las lágrimas ni los abrazos. Una vez más y bien fuerte resonó la consigna: “Los Chicos de Cromañón: Presentes ahora y siempre”.

Luego de los festejos, el movimiento Cromañón -junto con organizaciones sociales, estudiantiles y políticas- marcharon hasta el santuario de Once, a metros del boliche incendiado. Diego, uno de los sobrevivientes, consideró “Para mí es un día muy especial por la lucha que venimos llevando todo este tiempo. Aunque todavía no llegamos a la justicia que queremos, pero pienso que hemos dado un paso muy importante. La llegada a este resultado se vivió con mucha angustia, con muchas especulaciones. Demostramos que la unidad y la movilización puede más que todos los mecanismos montados desde el gobierno. Además, explicó: “Más allá de que existe una diversidad dentro del movimiento Cromañón, esto no impide que en momentos tan cruciales todos tiremos para el mismo lado. Entonces, lo importante siempre es juntarte con el otro ya sea por un reclamo salarial, por los derechos humanos, ya sea por justicia. Es importante agruparse y mantener la unidad. Lo que sucedió hoy nos da fuerza para seguir y nos abre un campo en cuanto a la defensa de los derechos humanos que siguen siendo violados. Todos los días hay muertes por gatillo fácil, chicos en comisarías, cantidad de procesados y presos políticos. Hay impunidad. Nuestra lucha le torció, un poquito, el brazo al sistema. Queremos transmitir nuestra experiencia y aportar a otras luchas”.

ANRed también dialogó con José Guzmán, padre de Lucas, asesinado en el boliche: “Ibarra es un escalón. A él y a sus subordinados les espera la cárcel porque miraron para otro lado e intentaron callarnos con dinero”. Agregó además:
“Hoy más que nunca Aníbal Ibarra es un cadáver político. Mariana Márquez cuando estuvo en la Legislatura le dijo: ‘cadáver político’. Ella no se equivocó, ella está con nosotros aunque físicamente hoy no esté. En este país hay muchos Ibarras y nosotros vamos a seguir contra todos los que lo han protegido. Siento que hoy mi hijo está descansando un poquito más y va a descansar mucho más cuando estén todos presos. Ahí recién va a descansar Luquitas”, concluyó emocionado.


Los chicos de Cromañón, presentes


Foto: Olmo Calvo Rodríguez



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba