03/06/2010

Nuevos despidos y paro en Petroplast Mendoza

Petroplast4.jpg Mientras los trabajadores y trabajadoras de Stefani en Neuquén luchan por recuperar una fábrica y, con ello, sus puestos de trabajo; en Mendoza la empresa Petroplast echa a 23 trabajadores y los trabajadores comenzaron un paro en la planta. El día lunes dictaron la conciliación obligatoria hasta el jueves a las 17 horas. Por Colectivo La Minga


Uno camina lentamente por avenida Santa Fe e irrumpe rápidamente la majestuosidad de la arquitectura. Añora los cines que fueron y que no son. Imagina departamentos acopiados de libros que inundan las calles de Buenos Aires. Parece real pero es una mera ilusión. Los años noventa fueron la continuidad de un proceso que viera la luz allá, un poco antes de los bastones de Onganía. Los años noventa, también son los años del surgimiento del piquete en Cutral-Có, justo donde hoy intentan trabajadores y trabajadoras recuperar la fábrica de cerámicos Stefani. Como siempre: Patagonia Rebelde.
Petroplast_1.jpg
Los cascos amarillos comienzan a aparecer por la puerta de acceso al galpón. Decenas de trabajadores, curiosamente todos hombres, se acercan a los portones de ingresos; como cual cárcel se encuentran encerrados. Adentro estaban de asamblea, mientras sostenían un paro total en la planta industrial. Petroplast tiene antecedentes de despidos. Esta empresa multinacional, tiene sede en varios países, entre ellos: Suiza, España y Brasil. Avenida Santa Fe, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, ve en las alturas de una oficina la gerencia general y administrativa de la empresa, que es una sociedad anónima. Mientras tanto, a más de mil kilómetros, en el Carril Nacional 50, en el departamento de San Rosa, se levanta un galpón de importante magnitud, pero que extrañamente no muestra ni siquiera un cartel pequeño que indique que allí funciona una fábrica.

Desde hace 28 años produce productos derivados del plástico. El año pasado se inició un conflicto ante los sucesivos despidos por parte de la patronal. Esta política, por parte de la empresa, comenzó con 43 despidos, que se continuaron con 8 despidos más. Ante el silencio y la complicidad con la patronal por parte de la Unión Obreros y Empleados del Plástico (UOyEP) de la CGT, las trabajadoras y trabajadores se organizaron a partir de un nuevo sindicato: Nueva Organización Sindical de Trabajadores de la Industria del Plástico (NOSTIP), el cual alineado a la CTA, ha comenzado a liderar la lucha contra los despidos. Sin embargo, ante 23 nuevos despidos “nosotros estamos reclamando como ‘trabajadores autoconvocados`, en asamblea, que vengan y se sienten junto a nosotros para darnos una respuesta. Porque ellos dicen que están en crisis pero no han presentado ningún tipo de balance”, afirma Sebastián Mendoza; quien agrega: “la política de la empresa es echar y tomar. Echan a los que más años tienen y se ese modo no pagan antigüedad. Meten presión”

Los años noventa fueron tiempos de flexibilización laboral. Carlos Menem, Domingo Cavallo y los Chicago boys, implementaban políticas de despojo en nuestro país, junto a un ritmo creciente de desindustrialización. Pablo Piatti y Fernando Costa, son las caras visibles de los accionistas de Petroplast, aunque el silencio y el hermetismo ahondan estos días por Santa Rosa. “La trastienda de todo este quilombo tiene que ver con que están derivando los trabajos a otros países. Hay una gran obra en el Chaco que la está haciendo una empresa brasileña que son los mismos dueños. Entonces, esto es recién la punta del iceberg”, denuncia Horacio Escudero, uno de los cesanteados por la empresa. Según lo expresado por los trabajadores, no solo se vive un permanente hostigamiento y persecución por parte de la gerencia sino que se llevaría adelante un plan de vaciamiento de esta planta.

La totalidad de los despidos, desde el año pasado a la actualidad, han sido librados sin ningún tipo de justificativo, sin causa rezan la totalidad de ellos. Desde las oficinas aluden no tener trabajos, sin embargo en la actualidad llevan adelante 15 obras contratadas por el estado. “Si el estado no pone manos en el asunto hoy son 23, ayer fueron 43, luego 8 más. Si el estado no interviene la empresa va a desaparecer y así todas las fuentes de trabajo de los compañeros trabajadores”, plantea Fernando Silva, operario de la planta. Al consultarle acerca de la posibilidad de mantener la planta en operación bajo control obrero, nos dijo: “eso es algo que lo tenemos en cuenta. Si bien ahora buscamos que el estado intervenga, es algo que hace tiempo que lo tenemos en cuenta”.
Petroplast3.jpg
Ante el paro total en la planta de Santa Rosa, el viernes a la noche dictaron la conciliación obligatoria desde la Subsecretaría de Trabajo. El próximo jueves a las 17 horas será la audiencia conciliatoria en la sede de esta repartición. En tanto, los trabajadores despedidos por el momento han sido reincorporados. Intentan que la crisis mundial la paguen los trabajadores, mientras en Mendoza se organizan y resisten a los despidos generalizados.

Colectivo La Minga somoslaminga@gmail.com



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba