20/07/2005

Voces por la libertad de los presos de la Legislatura

En el transcurso de la actividad realizada en el Obelisco, ANRed pudo dialogar con algunas de las personas que se encontraban brindando todo su apoyo y solidaridad para los quince detenidos que fueron encarcelados hace un año en la Legislatura por protestar en contra de la implantación del nuevo código de convivencia.


Fernanda, hermana de Gabriel Roser

Gabriel Roser está preso por protestar por sus derechos, pero no está solo, Fernanda y todos sus compañeros del MUP lo están acompañando.

 ¿Cómo era la militancia de Gabriel?

Gabriel era muy activo y dinámico. Era el eje de unión, muy querido y respetado por todos los compañeros. Es por eso que hoy estamos acá y que tiene todo el apoyo de la agrupación.
Él se encargaba de la organización de la seguridad del movimiento.

 A partir del momento de la detención, ¿Qué actitud tomaron ustedes como grupo?

En un primer momento se pensó que la detención iba a ser por unos días. Por eso, tanto nosotros, como los familiares de Gabriel, tardamos en reaccionar y no nos hicimos demasiado problema. Hoy nos damos cuenta de que si hubiéramos estado más atentos, tal vez la historia hubiera sido otra. Pero la naturalización de la represión te lleva a reaccionar tarde.

 ¿Se conoce ya la fecha del juicio a Gabriel?

La fecha del juicio exacta todavía no se sabe. La primera vez que fuimos a tribunales, nos dijeron que sería para finales de 2007. Obviamente les respondimos que eso no lo íbamos a permitir y comenzamos a realizar movilizaciones y reclamos constantes. Finalmente tuvimos una nueva audiencia y se nos informó que el juicio se realizaría a principios de septiembre de este año. Según los rumores de pasillo, cuentan que se quieren sacar esta causa de encima, antes de fin de año, no quieren postergarla. Dado que tienen miedo de los escraches y de las denuncias populares.


Mariano, del Movimiento Teresa Rodríguez

El MTR tuvo tres puestos en los que se ofrecía parte de lo producido por los compañeros en nuestros emprendimientos productivos de serigrafía Carlos Petete Almirón (bolsos, afiches, almanaques, pañuelos, autoadhesivos); panadería (pastafrolas, buñuelos); fraccionamiento, envasado y venta de jabón en polvo y artículos tejidos en lana (los tres primeros de la Ciudad de Buenos Aires, el último de Moreno).

La idea era contraponer la imagen de que los luchadores populares no hacen nada mas que pedir planes y cortar las calles sin trabajar, que tanto promocionan los medios de derecha, al trabajo colectivo, solidario y organizado de los movimientos populares en la búsqueda por cambiar las relaciones sociales de producción mejorando nuestra la calidad de vida día a día.

Y en esa lucha no olvidamos a los que están hace un año presos por pedir trabajo, salud, educación, luchando contra la discriminación, la criminalización y la judicialización de la protesta social que trae a la memoria la dictadura del `76, enmarcados hoy en el Código Contravencional de la Ciudad de Buenos Aires, votado el año pasado de espaldas al pueblo que se moría y se muere de hambre y no le queda otra que salir a la calle a exigir lo que la necesidad le dice que es un derecho inalienable.

Salimos a la calle este sábado porque Menem está libre, Cavallo está libre, Ruckauf está libre, Chabán está libre, Ibarra está libre y De La Rúa también, mientras nuestros compañeros feriantes, militantes, o mujeres en situación de prostitución están presos con la mismas figuras penales que estos asesinos (coacción agravada, privación ilegitima de la libertad) y nadie los excarcela , ¿por qué? Si no han matado a nadie, no han arruinado millones de vidas, no…, sólo porque han ejercido el derecho a la protesta y al trabajo.


Lucrecia Martel

Ella es una de las directoras más creativas y rupturistas del cine argentino. Pero también, y antes que nada, una mujer comprometida contra las injusticias y el dolor humano. Por eso, Lucrecia Martel, directora de “La ciénaga” y “Niña santa” no podía dejar de estar presente.

 ¿Por qué pensas que la Justicia todavía mantiene encerradas a estas quince personas?

Porque en nuestro país la Justicia es el instrumento narrativo del poder económico. Pero me parece algo terrible tener a estas quince personas detenidas, lejos de su familia y de sus compañeros de lucha, por sólo haber protestado contra un código tremendo que no hace más que volver a oprimir a la gente que ya había sido devastada económicamente. Dado que esas personas representan el sector más empobrecido de la sociedad, que en un gesto de valor inaudito y admirable todavía tienen fuerzas para luchar por su situación.

 Sin embargo, pareciera que ante los ojos de la opinión pública esto no fuera visto de este modo.

Exactamente, hoy los razonamientos se dan vuelta y esto no me parece para nada inocente. Existe una tergiversación de la lectura de la realidad, en donde estas personas que luchan por sus derechos son presentadas como los grandes peligros del país. Pero en verdad, el gran peligro del país fue el que llevó a esas personas a esa situación de desesperación.

 ¿Cuál pensás que es el rol que ocupan los medios de comunicación ante este tipo de sucesos?

Desgraciadamente en la actualidad, el periodismo es solamente la etiqueta con la que se identifica a los empleados de las grandes corporaciones de medios. Salvo contadas excepciones, no existe el periodismo como una tarea al servicio de la comunidad. Ahora todos están temerosos de cuidar sus puestos, y a su vez, cada vez más preocupados por mostrarse peinados y trajeados.

 ¿Cómo creés que esto se puede revertir?

Con responsabilidad, sentido común y un poco de picardía. Cada uno desde su lugar de laburo debe colaborar y no sumarse a ese discurso estupido. En el caso concreto del tipo que va a filmar a la legislatura tiene que ocuparse de no hacer un plano sensacionalista, sino de tener su mente y su ojo en lo que esta pasando. No tratar de satisfacer esa cosa amarillista de quién tiró la piedra. Si alguien hubiese filmado bien esa situación, hoy seguramente estos detenidos tendrían más posibilidades de defenderse.


Nora Cortiñas

La titular de la Asociación Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora, Nora Cortiñas, se hizo presente entre las voces de reclamo por la libertad de los presos de la Legislatura.

 ¿Por qué Nora Cortiñas hoy está acá?

Estoy por solidaridad. Porque no basta con firmar una solicitada. No basta con preguntar a los familiares como se encuentran los detenidos. Sino que hay que actuar, irlos a ver, atenderlos en todas sus necesidades. Se debe pedir la solidaridad de toda la gente. Por eso, esta jornada es tan importante, porque sirve para que la gente que pasa por el lugar sepa la gran injusticia que existe.

 ¿Sentís que la sociedad argentina se involucra o qué todavía le cuesta poner el cuerpo?

Todavía falta mucho. Cuando las personas que se encuentran en desgracia son pobres, la sociedad tiende a no involucrarse, a mirar para otro lado.

 Nora, ¿cuál es la lectura que haces a partir de la detención de estas quince personas?

Es muy sencillo, están presos porque son pobres. Esa es la gran injusticia que existe en nuestro país. La justicia sólo funciona para los ricos. Esto no habría ocurrido si los legisladores se dejarán de legislar en contra de los pobres y del pueblo. Este código buscaba castigar a los más desprotegidos.

 ¿Cómo ves que es la actitud que adopta no sólo el gobierno de la ciudad, sino también el gobierno nacional, con respecto a las manifestaciones sociales?

Creo que existe una persecución muy grande, sobre todo para los trabajadores artesanales y ambulantes, que protestan por que se los deje trabajar libremente, dado que no tienen otra forma para poder mantenerse. Las madres vamos a seguir reclamando al Gobierno todos los días porque hoy la impunidad y la corrupción son la gran injusticia que abruma y humilla al pueblo.


Laura Guinsberg

Otra de las mujeres que no quiso estar ausente en esta tarde de protesta y de lucha fue la Titular de la Asociación por el Esclarecimiento de la Masacre Impune de la AMIA (A.P.E.M.I.A), Laura Guinsberg, quien también brindó su testimonio.

 Laura, ¿cuáles son las reflexiones que realizas en este acto que sé esta ofreciendo hoy?

Cuando, ocurrieron los episodios de la legislatura, nosotros, dos días después, realizamos nuestro acto en Plaza de Mayo, dado que se cumplía una década del crimen de la AMIA, y allí denunciamos lo que había ocurrido en la legislatura, como parte de la política que el gobierno de Kirchner viene implementando en la consagración de la impunidad.

 Una impunidad que se viene demostrando al mantener a estas quince personas detenidas. ¿No te parece?

Tal cual. La impunidad se puede ver en estas quince personas que siguen presas, pero también en la postura del Gobierno de seguir manteniendo ocultos los archivos secretos de la causa AMIA. Además de la impunidad de la masacre del Puente Pueyrredón y de la voladura de la fábrica militar de Río Tercero. Hoy existe una decisión política por ocultar los crímenes que perpetra el Estado y por reprimir a los luchadores.

 ¿Cómo ves el hecho de que los Gobiernos cambien, pero las injusticias se sigan multiplicando?

Porque el recambio gerencial del Estado no altera la continuidad política de la impunidad. No importa quien gerencia el Estado, porque todos van a tratar de ocultar los crímenes. Se preserva la “institucionalización democrática”, apelando a lo más nefasto del aparato del Estado, que se encarga de encarcelar luchadores y vendedores ambulantes por el simple hecho de manifestar.



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba