31/08/2010

Causa Vesubio: declaró Juana Sapire por la desaparición de Raymundo Gleyzer

sdc17914.jpgEl lunes 30 de agosto se presentó a declarar Juana Sapire, esposa del director detenido-desaparecido Raymundo Gleyzer, en el juicio por los crímenes cometidos en el centro clandestino de detención El Vesubio. Gleyzer fue secuestrado por un grupo de tareas en la puerta del Sindicato de la Industria Cinematográfica Argentina (SICA) el 27 de mayo de 1976.


Juana Sapire vive en Estados Unidos, y llego al país para presentarce en el juicio por la causa “El Vesubio”. El mismo, comenzó el pasado 26 de febrero y toma 156 casos, entre ellos 75 detenidos/as desaparecidos/as y 17 asesinatos. Las audiencias se están realizando en el Tribunal Oral Federal Nº 4 en Comodoro Py.

Desde las 9hs, en las escalinatas del lugar, un grupo de documentalistas, periodistas y amigos/as y compañeros/as esperaban la llegada de Juana. Entre ellos/as, Greta Gleyzer, hermana de Raymundo, Humberto Ríos, compañero de Raymundo en el documental México, la Revolución congelada, y Jorge Denti, del grupo Cine de la Base.

Juana declaró enfrentando a los genocidas responsables de delitos de lesa humanidad perpetrados en El Vesubio. De arrancar a Raymundo, y a Haroldo, y a Hector entre tantos otros/as. Detras del vidrio blindado, el cabello pelirrojo de Juana llameaba en la sala colmada. Intolerantes, los abogados de la defensa, exigieron que la testigo tratara con respeto a los “imputados” y a las investiduras de quienes los representan.

Al termino de la declaración, Juana decía lo siguiente: “Me llena el alma que haya venido tanta gente, tantos compañeros, y verlos a todos ustedes.”

¿Te acusaron de amenazarlos?: “yo soy tan fuerte, tengo tantas armas, que mira lo que les voy hacer.Escuchame, no saben lo que hicieron, son unas basura total. No escucharon lo que dice Diego Gleyzer. Pienso lo peor de ellos. Yo no se nada de justicia, pero que hagan lo que puedan, después de más de 30 años, que hagan lo que puedan.”

Raymundo desapareció el 27 de mayo de 1976, sus películas fueron prohibidas, su cine borrado de la historia. “Desde el momento que el cineasta disuelve su status privilegiado identificando se cerebro, sus ojos y su cámara, con el nivel, la zapa, el soldador eléctrico o la metralleta guerillera, su destino se sella con el destino de su pueblo en lucha”, dice Fernando Birri respecto de Raymundo. Tal vez sea por esto, que ese destino sellado con el pueblo se abrió camino entre los muros de la impunidad y la injusticia y hoy su cine compañero esta a la par nuestra.

Por Antena Negra Tv/ Red Eco Alternativo/ Indymedia Córdoba

Audios de la Agencia Walsh:

Entrevista Juana Sapire

Ver en ANRed:

article3525



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba