26/10/2018

En la casa de Ana Frank o en cualquier lugar

“Cuando todavía había ciruelos” es el título de la obra que dirige Sol Martínez y que representa los inicios de la historia Ana Frank, la niña perseguida durante el régimen nazi y que falleció por tifus antes de terminar la Segunda Guerra Mundial.  Es un retrato familiar que no deja de trasmitir la violencia con la que pueden impactar los estados totalitarios en las minorías de una sociedad. En un contexto histórico donde las políticas intolerantes de ciertos sectores parecen renacer, resulta necesario volver a aquellas historias que retratan lo nefasto que pueden ser estos discursos de odio cuando llegan al poder. Se presenta todos los sábados 20:30 en Teatro Pan y Arte, Boedo 876, CABA. Por ANRed. 

En 1942 Ana Frank, hija de un empresario judío, comienza a escribir el diario que dejará un legado inmortal. En él retrata más de dos años de encierro y persecución de ella y de toda su familia por parte de la Alemania nazi. Los diarios de Ana Frank, publicados luego de su muerte por su padre y titulados “Las habitaciones de atrás”, son una parte imprescindible de la literatura del siglo XX y un testimonio fundamental de los extremos a los que puede llegar un régimen totalitario basado en ideas racistas, homofóbicas e irracionales.

Sol Martínez, directora y guionista de “Cuando todavía había ciruelos”, retrata los inicios de la historia de Ana con una estética íntima que resulta conmovedora. La casa de Otto Frank, padre de Ana, era como cualquier casa de una familia de clase media acomodada en Ámsterdam, Países Bajos. En este escenario que debería ser cálido y seguro es donde transcurre una historia llena de incertidumbre, de miedo, donde Ana y su hermana mayor, Margot, expresan una paranoia fundamentada por el hostigamiento del régimen nazi que ya había comenzado a llevarse a niños júdios a los “campos de trabajo”.

La existencia de la familia Frank está atravesada por el miedo a recibir la carta de convocatoria hacia los campos de concentración. El peso del encierro y la clandestinidad hace que los pequeños rencores se profundicen con facilidad y las diferencias familiares se vuelvan infranqueables. Mientras tanto, las esperanzas de volver a tener sus vidas de antes, y el anhelo de libertad se alejan como un tren que va hacia alguna parte desconocida sin volver nunca más.

La advertencia implícita que deja la historia de Ana Frank, como cualquier fragmento que nos llega del pasado, es que todo lo que ha sido parte historia puede volver a repetirse. Esa advertencia resulta, hoy en día, más que necesaria. No tenemos más que la historia y los testimonios de los que han sufrido épocas peores que la nuestra, para tener noción de lo que pueden ser el odio y el racismo en el poder. En la casa de Ana Frank o en cualquier lugar.

 

Cuando todavía había ciruelos

Dramaturgia: Sol Martínez

Actúan: Nicole Muriel Camba, Amilcar Ferrero, Daniel Goglino, Celina Rodriguez, Coti Simioni

Iluminación: Lucia Feijoó

Música: Nahuel Couceiro

Diseño: Luciano Saiz

Fotografía: Sol Atta

Asesoramiento de vestuario: Marina Díaz

Asistencia de dirección: Natalia Spera

Producción: María Pérez Campi

Dirección: Sol Martínez

 

TEATRO PAN Y ARTE, Boedo 876, Capital Federal – Buenos Aires – Argentina

Reservas: 112-286-7477

Web: http://www.panyarte.com.ar

Entrada: $ 250,00 – Sábado – 20:30 hs – Hasta el 24/11/2018



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba