30/09/2018

“Se está liberando personal de fuerzas de seguridad militarizada en función del conflicto social creciente”

Entrevista a Gustavo Lahoud, Licenciado en Relaciones Internacionales y Magíster en Defensa Nacional, sobre el papel que cumplirían el Ejército, la Gendarmería y la Prefectura en cuanto a “política de defensa nacional” y en “función del conflicto social creciente”. Asimismo reflexiona sobre la actuación de diputados y senadores: “Daría la impresión de que el Congreso ha desaparecido en uno de sus roles que además de legislar es controlar la administración pública”.   Por Mario Hernández.


M.H.: En un reportaje a Elsa Bruzzone leí que 3.000 efectivos del Ejército van a pasar a Gendarmería. ¿Qué información tenés?

G.L.: Probablemente lo que dice Elsa esté muy bien rumbeado, después de las modificaciones que hemos visto a la Ley de Defensa por dos decretos en el Boletín Oficial de fines de julio. Uno el 727 que reglamenta la Ley de Defensa Nacional, que fue promulgada en el 2006 durante el primer gobierno de Néstor Kirchner; y otro decreto en donde establece una nueva directiva de defensa nacional reemplazando la vigente durante el gobierno anterior.

Ahí se pusieron en marcha algunos cambios que reflejan lo que esta gente piensa en cuanto a las FFAA y que pueden ser determinantes a futuro. Y dentro de esos cambios se entiende lo que Elsa está diciendo, porque se ha orientado un cambio cualitativo en lo que hace a la definición de la agresión externa, ante la cual el instrumento militar debe operar en el marco de la política de defensa nacional, porque se ha redefinido que debe operarse el instrumento militar ante cualquier agresión de origen externo.

El decreto que se reemplaza de la época kirchnerista decía taxativamente que esa amenaza tenía que ser proveniente de un instrumento militar de otro Estado nacional. A partir de allí se abren un conjunto de definiciones que veremos cuáles son, pero sí se establece en la directiva de políticas, en el segundo decreto del que te hablaba, algo así como nuevas misiones para las FF AA y una de ellas tiene que ver con desempeñar funciones de protección de lo que denominan lugares o puntos estratégicos.

En esos puntos estratégicos que pueden ser represas, centrales termoeléctricas, se había hablado de las centrales nucleares y luego se dijo que no; otros sitios de interés nacional para la infraestructura, para el funcionamiento de nuestro sistema económico, donde generalmente estaban desplegados elementos de la Gendarmería o de la Prefectura y a partir de que las FFAA encaren estas nuevas misiones, serían redesplegadas en esos puntos.

Hay un aspecto clave que entra en el análisis, y es que hay una cantidad de efectivos de Gendarmería y de Prefectura que al no estar en esos puntos críticos y al ser relevados en esos puntos de las fronteras también, por ejemplo, pensemos en la frontera norte, desde el noreste, la Mesopotamia al oeste, la región del NOA, ahí se están desplegando por ahora 500 efectivos militares del Ejército supuestamente para el combate contra el narcotráfico en tarea logística.

M.H.: Tendríamos que hablar de la base militar en La Quiaca también.

G.L.: A eso iba. Esa tarea logística se supone por lo que uno lee en la norma que salió publicada, no definiría una situación diferente a la que ya teníamos en la letra de la Ley de defensa que establecía que las FFAA podían ser utilizadas en términos de logística solamente, transporte y otro tipo de cuestiones, en asistencia a las fuerzas de seguridad.

El tema es que eso deja un panorama vidrioso, porque hay normas secretas, con lo cual no conocemos si ante esa zona gris que se puede dar en el uso del instrumento militar, se han dado instrucciones determinadas. Para completar, además hay efectivos de Gendarmería y Prefectura que son relevados de la zona norte de frontera hoy, al menos lo que conocemos, también podrían ser relevados de las áreas de frontera en la Patagonia Sur, cercana a Vaca Muerta, en Neuquén.

M.H.: Donde ya hubo una movilización.

G.L.: Así es. Y también serían relevadas de otros sitios estratégicos. ¿Todo ese personal de Prefectura y Gendarmería dónde va a ser reubicado? La sospecha que hay es que podría ser redesplegado en función del conflicto social creciente. Quiero decir que no es que vamos a tener, como se dijo en un primer momento al Ejército en la calle, no es esto lo que va a pasar.

Se está liberando personal de fuerzas de seguridad militarizada a efectos de esto que estábamos hablando y se le está dando nuevas funciones al personal militar en áreas que antes estaban destinadas a ser ocupadas por Prefectura y Gendarmería.

También esto supondría que como se van a discutir cuestiones escalafonarias próximamente, de pagos, de carrera, que muy probablemente termine pasando lo que dice Elsa Bruzzone, que determinada cantidad de efectivos del Ejército puedan pasar a Gendarmería. Aunque esto por ahora no lo veo, pero sí estos cambios que te estoy diciendo.

En el área de la Quiaca, en el Noroeste, en el área de los Esteros del Iberá y el Acuífero Guaraní, la Triple Frontera que aparece en el decreto que saca la nueva directiva de política nacional. Ahí aparece explícitamente mencionada la Triple Frontera diciendo que tenemos un desafío o riesgo por delante. No habla de amenaza, es increíble. No habla de que hay una amenaza sino de células del Hezbolá, esto es gravísimo, porque no hay evidencia real ni certera, de una supuesta amenaza que se remonta al atentado a la AMIA hace más de 20 años atrás.

Elsa Bruzzone ha venido hablando y muy bien rumbeada de que probablemente se piense en la instalación de bases militares híbridas, que no van a ser las convencionales que hemos conocido, pero sí bases que pueden venir encubiertas como la de Neuquén, que se conoció en mayo de este año. En Neuquén van a instalar una base para ser empleada en caso de catástrofes naturales y asistencia humanitaria. Qué es esto preguntaría uno. Si lo vemos en contexto internacional, hace poco el nuevo Presidente de Colombia, Duque, una de las primeras medidas que tomó, después de haber recibido al Secretario de defensa norteamericano, Mattis, es el despliegue de un barco, un buque hospital en la región del Caribe colombiano. Tal vez pensando en Venezuela.

Los pasos que está dando EE UU en la región son escenarios de intervención indirecta”

M.H.: James “Perro rabioso” Mattis, ministro de Defensa de EE UU que estuvo reunido con Oscar Aguad y que también visitó Brasil, Chile y Colombia. ¿Esa visita tiene que ver con la militarización del sur del continente por sus recursos naturales?

G.L.: Todo indica, por los pasos que está dando EEUU en la región, desde la llegada de Trump, que sí. Pero te diría que lo que veríamos por delante, salvo que el escenario de conflictividad en América del Sur se complique muy seriamente, es un despliegue de características diferentes a las que hemos conocido con el intervencionismo norteamericano a través de la Doctrina Monroe, en el siglo XIX y parte del XX. Acá lo que habría son escenarios de intervención indirecta.

El ejemplo muy interesante a tomar es Venezuela, donde lo que se está haciendo es tratar de desestabilizar la situación permanentemente a través de Colombia, antes a través de Santos, primero con Uribe y ahora con Duque, el nuevo Presidente. Y se lo hace a través de una serie de instrumentos que son político/diplomáticos.

Colombia ha sido uno de los principales activadores del llamado “Grupo de Lima” donde convergen una cantidad de países entre los están la Argentina de Macri, el Brasil de Temer, México hasta ahora con Peña Nieto, se supone que con López Obrador se retiraría de ese grupo lo cual no es un dato menor. Esta gente en la estrategia político/diplomática ha operado dentro de la OEA, que revive de la mano intervencionista de Trump. Para asediar a Venezuela y Bolivia.

M.H.: ¿Cómo juega esa embarcación que mandó EE UU a Colombia y Evo Morales denunció como una amenaza contra Venezuela?

G.L.: Evo Morales estuvo muy oportuno en esa denuncia, porque hay una grave sospecha de que “la misión” que oficialmente se conoce de ese buque que es humanitaria, pueda trocar en el próximo tiempo a una misión militar de otro tipo. El temor que hay detrás de esto es que quieran ensayar o instalar una especie de intento de bloqueo sobre las costas venezolanas. La verdad es que si esto se pone en línea con lo que ha pasado el 4 de agosto, el intento de asesinato de Maduro a través de drones, y que derivó en que Maduro y el gobierno venezolano implicaran directamente al ex Presidente colombiano y al actual, que hablaran de fuerzas de la derecha venezolana alineadas con el paramilitarismo colombiano y a esto agregaría el escenario de la frontera colombo-venezolana que se está degradando aceleradamente.

Lo que se degrada también es otro punto del que no se habla mucho, que es la frontera entre Venezuela y Brasil. Allí muchos venezolanos emigrados del lado brasilero están recibiendo ataques, hay un cóctel muy explosivo y un escenario de colaboración creciente de las FF AA brasileñas con los EE UU. Ejercicios combinados conjuntos. Venezuela respondió en los últimos meses a esto acelerando su alianza estratégica con Rusia y su alianza económica con China. Esto es lo que está detrás en la región, este juego geopolítico.

M.H.: Me preocupa que la economía argentina para la defensa haya sido destruida. Me refiero a Fabricaciones Militares, Tandanor, Astilleros Río Santiago. ¿Hay descontento de las FFAA por esta situación?

G.L.: Hay una primera muestra de descontento que se conoció cuando el gobierno hizo una declaración penosa respecto al nivel de aumento salarial, en torno al 8% que le iban a dar a las FF AA. Ahí hubo una situación que se registró sobre todo a través de las redes sociales, que no mereció respuesta oficial, no hubo un documento de las FF AA firmado por el Generalato por ejemplo ni del resto de los comandos del Ejército, pero sí derivó en reuniones en el Ministerio de Defensa.

Se está sufriendo un recorte muy severo en lo que hace a infraestructura y material a disposición de las FFAA. Uno se puede plantear cómo puede ser que esto pase al mismo tiempo que pretendan emplearlas en otro tipo de misiones. Es que el otro elemento de preocupación que aparece además del salarial es que ven crecientemente que este intento a través de la modificación de la Ley de defensa y estos dos decretos de empezar a utilizarlas paulatinamente para otro tipo de acciones, están generando fuertes inquietudes. Inquietudes en términos de que se las saque de la misión principal que tiene el instrumento militar que es defender la soberanía, la integridad y los bienes y vidas de nuestros habitantes, y sean utilizadas para otro tipo de misiones vinculadas con una especie de Guardia nacional.

Esto más allá de lo que pueda pasar con los elementos que predominan hoy, no terminan de recoger todo el escenario de descontento creciente que se está dando, por debajo, en suboficialidad y oficialidad. Esto está pasando. Han intentado frenar o sofocar esto a través de un aumento salarial en el orden del 18% y evidentemente si pensaban ir más lejos en los próximos decretos, hay un elemento que hay que mirar con mucho cuidado. No han avanzado todo lo que hubieran querido, porque sintieron que la resistencia de los cuadros medios de las FF AA podrían ser determinantes.

M.H.: ¿Cuál es el rol del Congreso en todo esto?

G.L.: Esa es una pregunta que nos estamos haciendo muchos por distintos temas. Pareciera que se está estableciendo un gobierno de los jueces, en el marco de una estrategia continental, que estamos viendo muy claramente. Daría la impresión de que el Congreso ha desaparecido en uno de sus roles que además de legislar es controlar la administración pública. A mí me alarma la situación de la Auditoría General de la Nación que está totalmente desactivada. Está en manos del peronismo federal, está Lamberto que es un hombre de Pichetto. Y los intentos que han habido de reunirse para derogar el decreto de las FF AA de Macri del que hablábamos y de las asignaciones familiares que al final el gobierno congeló, fracasaron también porque los tres diputados vinculados a Lousteau se levantaron y no estuvieron en la sesión.

Hay elementos políticos que siguen operando, el massismo, un sector del peronismo, la gente de Lousteau para habilitar al gobierno y desactivar al Congreso como herramienta. Por otro lado no hay un eje muy claro en el que esté actuando la oposición. Es gravísimo y no aparece en ningún lado.

M.H.: ¿Querés agregar algo más?

G.L.: Solamente que hay que seguir mirando esto con mucho cuidado. En este momento en Venezuela se van a jugar unas partidas importantes en este proceso, veremos cuál es el nivel de involucramiento que terminarán teniendo Rusia y China. Y en este último caso, China con su base de observación del espacio ultra profundo que está instalada en Neuquén. Mattis ha hablado en función de estas cuestiones también, sus estrategias globales, y la Argentina está en medio de todo esto.


Entrevistas anteriores:

“Con el Decreto 338 se está abriendo la caja de Pandora actuando contra un compromiso histórico de nuestra democracia”

“El negocio del narcotráfico ha mutado, actúa con células que se arman y desarman y se organizan con las fuerzas de seguridad”



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba