17/09/2018

Almirante Brown: movilización y resistencia por el derecho a una vivienda digna

Organizaciones sociales se movilizarán hoy por la mañana al municipio de Almirante Brown para exigirle al intendente justicialista Mariano Cascallares que intervenga para frenar el desalojo de 70 familias que desde hace siete días ocupan un predio de la localidad de Claypole, ubicado en las calles Leguizamón, Araujo, Acassuso y Córdoba. “El día 14/09/2018 llegó una orden de desalojo que debe cumplirse dentro de las 72 horas por parte del Juzgado de Garantías N° 1 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora. Entendemos que el derecho a una vivienda digna (así lo dicta la Constitución Nacional) debe ser garantizado por el Estado. Nos oponemos a la especulación inmobiliaria que genera muchas tierras en pocas manos y condena a una gran parte de la población a vivir en condiciones de hacinamiento o a vivir alquilando”, denuncian las organizaciones. Por ANRed.


Las 70 familias ocupan desde hace más de una semana un predio ubicado en el barrio Esther de la localidad de Claypoile, partido de Almirante Brown, al sur del conurbano bonaerense. El predio se encuentra en el cruce de las calles Leguizamón, Araujo, Acassuso y Córdoba. Su intención es construir en esos terrenos, que hasta el día de hoy son pastizales abandonados, viviendas dignas.

Es por eso que hoy desde las 8 se van a convocar en la estación de Adrogué junto con organizaciones sociales para luego movilizar a la sede del municipio de Almirante Brown, a cargo del intendente justicialista Mariano Cascallares.

En un comunicado titulado “La tierra es de quienes la habitan y la trabajan” el Frente Popular Darío Santillán (FPDS) remarcó: “Entendemos que como clase trabajadora estamos atravesando un momento difícil, con una fuerte devaluación del peso, una inflación por las nubes, que combinado con la creciente desocupación debido a los miles de despidos genera una situación de pobreza extrema en las barriadas del conurbano bonaerense. Con este panorama, la posibilidad de pagar un alquiler para cualquier familia de trabajadorxs es casi imposible. El aumento de un 30% anual en el precio de los alquileres, sumado al aumento de los servicios básicos (agua, luz, gas y transporte) hace que no se pueda pagar, mucho menos comprar un terreno para construir sus propias viviendas”, denuncia la organización.

Señalan al rol del Estado por la falta de vivienda digna: “Entendemos que el derecho a una vivienda digna (así lo dicta la Constitución Nacional) debe ser garantizado por el Estado. Nos oponemos a la especulación inmobiliaria que genera muchas tierras en pocas manos y condena a una gran parte de la población a vivir en condiciones de hacinamiento o a vivir alquilando”.

En este contexto, las familias, junto a la organización, se declaran “en estado de alerta y movilización dispuestos a resistir y pelear” por sus derechos ante la orden de desalojo: “el día 14/09/2018 llegó una orden de desalojo que debe cumplirse dentro de las 72 horas por parte del Juzgado de Garantías N° 1 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora. Nuevamente el poder judicial y el poder político hacen oídos sordos a los reclamos de una parte del pueblo. A su vez, el gobierno municipal bajo el mando de Mariano Cascallares decide no intervenir dejando 70 familias libradas a su suerte. El mismo gobierno que se llena la boca hablando de DD.HH. hoy hace absolutamente todo lo contrario, dándole la espalda a lxs vecinxs”, denuncian.

 

 



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Ir arriba