06/09/2018

Saqueos: para Bullrich son culpa de “una especie de guerra de guerrillas” y no de las políticas de ajuste

La ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, se refirió a los intentos de saqueos en Mendoza y en Chaco en el canal oficialista TN. Calificó como “una tragedia” el asesinato de Ismael Ramírez en Chaco. Sostuvo que “fue por el impacto de un arma tumbera” y aseguró que fue antes de la llegada de la policía. En la tendenciosa entrevista dada al programa “Palabra de Leuco”, el escritor Federico Andahazi no le preguntó – ni ella se refirió – a los policías de civil que se ven disparando en distintos videos. “Detrás hay grupos kirchneristas”, argumentó, simplificando las causas del fenómeno, y sin mencionar la responsabilidad del gobierno nacional por el impacto social de las fuertes políticas de ajuste que viene aplicando. Por ANRed.


La ministra Bullrich lo hizo nuevamente, como el año pasado con la causa por la investigación de la desaparición forzada seguida de muerte de Santiago Maldonado durante una represión de la Gendarmería Nacional a la comunidad mapuche de Lof en Resistencia de Cushamen, Chubut – ordenada por el ministerio que ella conduce. La ministra de Seguridad volvió a operar políticamente en torno a conflictos sociales, tomando – como representante del gobierno nacional – una y sólo una línea de investigación, que es aquella en la que la protesta social siempre debe ser reprimida, los “malos” están del otro lado, el gobierno es atacado y no son sus políticas las que generan hechos.

Consultada por su opinión sobre los fenómenos de episodios de saqueos que se dieron en diferentes puntos del país, remarcó: “Las cosas hay que hacerlas de una determinada manera, y no pueden arrancarse. Y de alguna manera la lucha política en la Argentina tiene este componente, de querer imponer, arrancarte una salida deliberada del gobierno, que el gobierno tome las medidas que otro sector político quiere tomar – comenzó argumentando Bullrich – La construcción de la incertidumbre, del movimiento social como una especie de amenaza permanente, tiene que ver con la idea de yo voy a imponer lo que yo quiero. Entonces, voy a estar todo el día en la calle y en la movilización. Y cuando no estoy en la movilización, genero una especie de guerras de guerrillas, que estoy en todos lados, que puedo generar incertidumbre“, simplificó la ministra de seguridad, devirtuando el tema y comparando los saqueos con “guerra de guerrillas”.

Ante este tipo de situaciones sociales la ministra se mostró firme en la respuesta represiva del gobierno: “nosotros a eso tenemos que responder con orden. A cada situación que se genera hay una decisión de que las cosas tengan una solución en el marco del orden. Si alguien tiene un problema tiene donde ir, a un ministerio de Desarrollo Social, una intendencia o un lugar. La Argentina hoy tiene respuestas para que gente que está en una situación débil”, aseguró la misma ministra cuyo gobierno en repetidas ocasiones cuestionó las movilizaciones y reclamos sociales a organismos gubernamentales por considerarlos “aprietes”, hechos “desestabilizadores” o medidas “extremas” ante una necesidad o falta del cumplimiento de un derecho.

Luego de esa caracterización general, la ministra de Seguridad se refirió al asesinato del joven de 13 años Ismael Ramírez en la localidad chaqueña de Roque Sáenz Peña, al que calificó como “una tragedia”, y sobre el que, sin pruebas, sostuvo que “fue por el impacto de un arma tumbera” y aseguró que fue antes de la llegada de la policía. Además, señaló que “detrás hay grupos kirchneristas”, que no se trata de saqueos espontáneos sino de maniobras para desestabilizar, y que hay dirigentes detrás, sin detallar nombres ni organizaciones.

Sobre los intentos de saqueos a comercios en la provincia de Mendoza, Bullrich aseguró que el ataque se “organizó por cadenas de WhatsApp”, y que al estar al tanto la policía intervino y los desactivó. “Hay detenidos, muchos de ellos con militancia en organizaciones opositoras al Gobierno que tenía una intención muy clara”, insistió nuevamente. Finalmente, la ministra promovió las acusaciones entre ciudadanos y ciudadanas a las autoridades, alentando a que la gente haga denuncias a un 0800 destinado específicamente a exponer casos en los que se puedan anticipar saqueos.

Lo que nunca le preguntó Federico Andahazi – ni Bullrich mencionó – es sobre los policías de civil que se ven disparando en distintos videos de la represión en Chaco ni sobre la responsabilidad política del gobierno nacional encabezado por Mauricio Macri por el fuerte impacto social y económico en la vida de miles de personas de todo el país por las fuertes políticas de ajuste que viene aplicando Cambiemos, con aumento de la desocupación, precios cada vez más caros – producto de la pérdida del valor del peso argentino frente al dólar -, y aumento en los niveles de la pobreza e indigencia.



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba