23/08/2018

35 años de prisión para el femicida de Claudia Carrizo

Claudia Carrizo era una mujer de 43 años, madre de tres hijos y empleada doméstica. En la tarde del 23 de junio de 2016, Eduardo Domini, su ex pareja, la asesinó de 29 puñaladas en el barrio Las Tapias, en Traslasierra, Córdoba. El femicidio de Claudia se inscribe dentro de los 23 que hubo en la provincia solo en 2016. Este jueves, con una gran movilización de organismos de derechos humanos, un juicio por jurados sentenció al femicida con la pena de prisión perpetua. Por ANRed.


En 2013, en la tarde soleada del domingo 23 de junio, Claudia Carrizo conducía su ciclomotor rumbo a la casa de sus padres, en el Barrio Las Tapias, en Traslasierra, Córdoba. 25 días atrás había denunciado por maltratos a su ex pareja, Eduardo Domini. Domini, empleado del municipio, tenía una orden de restricción: no podía acercarse a Claudia, por ser un violento, por haberla golpeado. Sin embargo, aquella tarde Domini la interceptó en el camino, le asestó 29 puñaladas, la degolló y la dejo ahí, en plena calle, herida de muerte.

Se dice que arrojó la cuchilla a un río, se dice que cortaron el agua de tres poblados buscando el arma, se sabe que Domini había estado preso por robo y que tenía antecedentes de violencia con sus ex parejas.

El caso conmocionó a los vecinos de Las Tapias, paraje tranquilo de Traslasierra, pero acostumbrado a la violencia machista. El femicidio de Claudia fue el número 19 de los 23 que se contabilizaron en la provincia durante 2016. Solo unos meses antes, en la misma localidad, Antonia Aguirre, de 58 años, fue golpeada y quemada por Eduardo Altamirano, su ex pareja. Antonia fue salvada por su hija “Le eché tierra, arena, como pude, apagamos el fuego”. Antonia se salvó, Altamirano se ahorcó.

Marcela Carrizo, la hermana de Claudia, asegura que su hermana era sometida física, económica y psicológicamente por Domini. Domini fue detenido el día del hecho en su casa de Villa Dolores. Al momento de ser arrestado tenía una herida en su mano, de la cual intentó despegarse aduciendo que “no tenía relación con el crimen”. Desde aquel entonces, está detenido en el penal local.

El viernes 13 de agosto comenzó el juicio en los Tribunales de Villa Dolores. Pese a que los peritajes expresaron que Domini “tiende a parcializar la realidad y tiene escasa capacidad empática y nulos sentimientos culposos”, su defensa se encargó de alegar emoción violenta o crímen pasional. El abogado defensor, Eduardo Cuneo, intentó “contextualizar” lo que hizo su defendido manifestando que: “la vida humana y la vida de pareja es más compleja que la simple concepción de que estamos frente a un monstruo”, “Domini es el asesino que toda sociedad quisiera: se lo acusa de haber matado a una mujer buena, noble y trabajadora”.

En la mañana de este jueves 23, familiares de la víctima y organismos de derechos humanos se manifestaron frente a los Tribunales, donde un juicio por jurados leería la sentencia. Luego de varias horas, y de un cuarto intermedio, se procedió a la lectura de la misma; en la que se resolvió: “Declarar a Gustavo Adolfo Domini autor penalmente responsable de los delitos de lesiones leves, doblemente calificadas por el vínculo y por mediar violencia de género, y daño reiterado, desobediencia a la autoridad reiterada en concurso real y en consecuencia imponerle, para su tratamiento penitenciario, la pena de prisión perpetua”.

La lectura de la sentencia se vio interrumpida por el desahogo de los presentes, quienes al grito de “¡justicia!” celebraron el fallo. A la salida, una de las manifestantes, comentó que en el interior de Córdoba “no funcionan los botones anti pánico porque no hay señal” y agregó que “no pudimos salvar a Claudia, pero si podemos evitar que esto siga sucediendo”.



0 comentarios

1000/1000
Los comentarios publicados y las posibles consecuencias derivadas son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Está prohibido la publicación de comentarios discriminatorios, difamatorios, calumniosos, injuriosos o amenazantes. Está prohibida la publicación de datos personales o de contacto propios o de terceros, con o sin autorización. Está prohibida la utilización de los comentarios con fines de promoción comercial o la realización de cualquier acto lucrativo a través de los mismos. Sin perjuicio de lo indicado ANRed se reserva el derecho a publicar o remover los comentarios más allá de lo establecido por estas condiciones sin que se pueda considerar un aval de lo publicado o un acto de censura. Enviar un comentario implica la aceptación de estas condiciones.
Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba